Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Baez lidera el festín amarillo en su nuevo nido

Marca Marca 04/05/2014 marca.com

El Herbalife Gran Canaria superó al Baloncesto Fuenlabrada por 96-75, en un compromiso en el que los pupilos de Pedro Martínez fueron muy superiores, estrenaron su casillero de victorias en el Gran Canaria Arena y certificaron su presencia en el 'Playoff' por undécima ocasión.

Hansbrough y Báez fueron los máximos anotadores del 'Granca', mientras que Panko y Cabezas destacaron en el combinado madrileño, que se mantiene en zona de nadie.

El Herbalife sorprendió de inicio con la incursión del base canterano Alvarado, quien apenas ha contado para Martínez esta temporada y un inspirado Cabezas lo aprovechó para anotar siete puntos e imponer su ritmo (7-9).

Báez, quien se imponía a su compañero en el combinado dominicano Vargas, y Martín anotaban en la pintura y desde el exterior para mandar en el electrónico tras un parcial 7-2 (14-11).

Gran Canaria 96-75 Fuenlabrada © Gran Canaria 96-75 Fuenlabrada Gran Canaria 96-75 Fuenlabrada

Panko apareció para potenciar a su equipo (18-17), pero un inconmensurable Báez mandó en ambas zonas -diez puntos, cinco rebotes y 18 de valoración en el primer cuarto- para finalizar con ventaja tras diez minutos de juego (23-19).

La intensidad descendió en los primeros compases del segundo periodo, con ambos equipos más imprecisos, pero en ese momento emergió la figura de Tavares, quien con siete puntos consecutivos, dio la máxima renta al 'Granca' (33-26) y propició que Casimiro solicitara tiempo muerto.

A cuatro minutos para el descanso Martínez dio entrada al nigeriano Akindele, quien en su primera acción ya intimidó a Panko y posteriormente ofrecería dosis de espectáculo e intimidación ante Diagné (44-37).

Tras la reanudación Newley y Hansbrough sometieron un poco más al Baloncesto Fuenlabrada y aumentaron la diferencia (59-45), estando más metidos en el partido que un cuadro madrileño, que recibió la reprimenda de Casimiro con apenas cinco minutos jugados.

Diagné frenaba la sangría (59-47), pero Tavares se unía al ciclón amarillo liderado por Newley (64-47) y Martín (68-50).

El Fuenlabrada siguió incómodo en la pista, con poca aportación colectiva, mientras que Báez -27 de valoración en una actuación primorosa- y Newley encarrilaron un triunfo como local que no se producía desde el pasado mes de marzo ante el Bilbao Basket (77-55).

La decimoctava victoria insular estaba más cerca ante un conjunto fuenlabreño que bajó los brazos y en el que su máximo anotador, Feldeine, estaba desaparecido.

La afición amarilla disfrutó con su equipo, la ola inundó las gradas de su nuevo fortín amarillo y Beirán firmó los 24 puntos de ventaja (79-55).

La diferencia entre ambos equipos fue abismal y Martínez dio entrada al canterano Santana, quien alegró a los aficionados con cinco puntos seguidos (96-75) para completar la fiesta amarilla.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Marca

image beaconimage beaconimage beacon