Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Brasil, a derrotar a México para ser primera de grupo

MundoDeportivo.com MundoDeportivo.com 17/06/2014 Cristina Cubero

Neymar en estado puro. Se levanta por la mañana y convoca a los seguidores de Brasil para que sigan la cuenta de la @cbf_futebol para superar a la de la federación mexicana. David Luiz le ha preparado una sorpresa: un fotomontaje con su cara y el nuevo peinado de Neymar. Se pasan el día bromeando. Ha superado Neymar esa tensión previa al Mundial, ahora quiere hacer historia, seguir marcando goles y asegurar la primera plaza de Brasil que garantice 'a priori' unos octavos de final más asequibles. México es el rival en Fortaleza, una selección siempre incómoda para Brasil. El 3-5-1-1 con Giovani dos Santos como estrella pone en evidencia los puntos débiles de Brasil. Aguilar y Layún amenazan las bandas brasileñas, los dos laterales Marcelo y Alves, que más críticas recibieron tras el debut. No es que jugaran especialmente mal, es que tácticamente Brasil fue una selección anárquica que no siguió el esquema defensivo dibujado por Scolari. Ayer Brasil entrenó a puerta cerrada para probar nuevas posiciones.

Contra México, Oscar tendría que volver a ocupar un lugar más centrado en el ataque de Brasil y falta saber si Hulk se recuperará de sus problemas musculares para dejar entrada a Ramires o Willian, más ofensivo.

En el himno, abrazados

Se conocen bien las dos selecciones. Fue en Fortaleza donde Brasil derrotó a México (2-0) en la Copa Confederaciones el pasado verano con los goles anotados por Neymar y Jo. Thiago Silva recordaba en el Castelao ese momento y pedía a la afición de Fortaleza “cantar el himno todos abrazados, a capela, que exprese la unión entre el equipo y la afición de todo Brasil”. Y al final acabó cayendo el título en Maracaná en la final contra España, a la que podría medirse en octavos de final.

Felipao pidió respeto para México “un equipo guerrero y bien organizado. No podéis (afición) esperar que Brasil sea el dueño de la fiesta, México tiene una gran actitud y se comporta como gran selección. Los partidos contra México siempre ha sido encuentros muy equilibrados”.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Mundo Deportivo.com

image beaconimage beaconimage beacon