Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Cuatro años creciendo

MundoDeportivo.com MundoDeportivo.com 18/05/2014 Iñigo Belastegui
© Image MundoDeportivo.com

Si no fuera porque se intuye que a este equipo le pueden quedar muchas alegrías por dar a la parroquia txuri urdin, se podría decir que hoy se cuadra el círculo.

Y es que han pasado ya casi cuatro años desde que la Real Sociedad aterrizó en Primera por la puerta grande. Y lo hizo, además, venciendo por la mínima a uno de los entonces 'gallos' de la categoría, el Villarreal.

Hoy, luchará contra el mismo rival por terminar en la sexta plaza y, si hay suerte, ser quinta. Pero, pase lo que pase, la Real Sociedad terminará en puestos europeos por segundo año, todo un hito en las dos últimas décadas del club. Desde aquel 29 de agosto de 2010 han cambiado muchas cosas en uno y otro bando pero en el caso de la Real Sociedad, no cabe duda de que han sido cuatro años de crecimiento.

Aquella calurosa tarde de domingo de agosto el cuadro blanquiazul, entrenado por Martín Lasarte, aprovechó la inercia positiva del ascenso para imponerse a un equipo que contaba en sus filas con Senna, Cazorla, Rossi, Nilmar o Borja Valero, todos ellos bajo la dirección de Juan Carlos Garrido.

Aquel día, el único gol del encuentro, el que valió los tres puntos, llegó en el minuto 58 tras una preciosa combinación entre Xabi Prieto y Joseba Llorente quien, con un taconazo, encontró al donostiarra libre de marca. El '10' blanquiazul batió a Diego López, dando inicio a una primera vuelta triunfal del cuadro guipuzcoano.

De Lasarte a Arrasate

La situación actual de la Real poco tiene que ver con la de hace cuatro años. En este tiempo, el banquillo ya no es propiedad de Lasarte, sino que ahora manda Arrasate, quien a su vez ha cogido el testigo de Montanier. En el campo, la Real dijo adiós a algunos protagonistas de aquel día como Rivas, Tamudo o Paco Sutil para estar encantada de haber conocido a su estrella Vela. Aranburu, el gran capitán, se despidió del club de toda su vida y en este tiempo, también se ha vendido a un canterano que aquel día no estaba ni convocado, Illarramendi, por casi 40 millones de euros.

Pero, aunque al final de aquella temporada se sufrió de lo lindo, la victoria frente al Villarreal fue el pistolezo de salida para cuatro campañas de constante crecimiento en la que la Real Sociedad ha disputado una Champions, unas semifinales de Copa y se ha clasificado dos veces para Europa

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Mundo Deportivo.com

image beaconimage beaconimage beacon