Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Del Potro se quita la etiqueta de 'pecho frío'

Logotipo de SPORTYOU SPORTYOU 29/11/2016 Alex Frutos
Del Potro se quita la etiqueta de 'pecho frío' © Getty Images Del Potro se quita la etiqueta de 'pecho frío'

Juan Manuel del Potro es un tenista atípico. Alto, destartalado, con cierta galbana en sus movimientos, algo huraño... pero con una derecha que es un martillo pilón. El 'pecho frío' ha logrado para Argentina su primera ensaladera y donde antes había críticas hoy todo son alabanzas.

'Le corre la bola como un misil con el drive', comentaba un grupo de expertos durante un entrenamiento previo a un torneo ATP. Un análisis compartido por buena parte del circuito. Un tenista impresionante que estaba llamado a formar parte del 'Big Four', según han reconocido públicamente estrellas como Novak Djokovic o Rafa Nadal. Su trayectoria ha sido un carrusel por culpa de las lesiones en la muñeca, hasta el punto de pasar por el quirófano. Esa intervención le obligó a modificar el revés, que se vio algo debilitado. En ese tramo con continuos parones para la recuperación cayó hasta por debajo del puesto mil.

Hoy es campeón de la Copa Davis después de dos intentos con muy mal sabor de boca, sobre todo la que perdió contra España en Mar del Plata. Entonces fue atacado por la prensa y por los seguidores y ahora no hay tipografía suficiente para llenar medios de comunicación. Su guerra y la de otros tenistas argentinos con Nalbandian dividió y debilitó a un equipo que apuntaba a ganador porque amasaba mucho talento entre sus jugadores.

Del Potro es muy querido por el circuito pese a que mantiene cierta distancia por su timidez. Jugadores como Nadal o Djokovic no escatiman en elogios cuando su nombre aparece en cualquier conversación. No habla con la prensa porque no se siente cómodo. Le afectan mucho las derrotas, como por ejemplo la que sufrió en la final de los Juegos Olimpicos de Río 2016 ante Murray después de derrotar a Djokovic en la primera ronda y a Nadal en las semifinales. Dos partidos épicos.

Amigo de Maradona, el de Tandil, es seguidor de Boca Juniors porque como buena parte de los niños le gusta más el fútbol que el deporte que practica: "Por lo que me decían de pequeño, sí que podía haber llegado lejos. Me comparaban con Marangoni (exfutbolista del Independiente y de Boca Juniors en la década de los 80), por mi complexión física y por mis características de juego, pero después fui creciendo y me volví más torpe. Era un deporte que hacía con muchas ganas. Así como me iba una hora a pegarle al frontón antes del entrenamiento de tenis, me quedaba después otra hora jugando al fútbol”.

Gestión anuncios
Gestión anuncios
image beaconimage beaconimage beacon