Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Dovizioso gana en plena pelea de Honda y Yamaha

SPORTYOU SPORTYOU 30/10/2016 revistadelmotor.es
Dovizioso gana en plena pelea de Honda y Yamaha © Getty Images Dovizioso gana en plena pelea de Honda y Yamaha

Andrea Dovizioso consiguió con su victoria en el Gran Premio de Malasia ser el noveno ganador diferente de MotoGP esta temporada. El de Ducati volvió a lo más alto del podio siete años después de que lo hiciera en Silverstone con Honda. Valentino Rossi, segundo, aseguró el subcampeonato. El italiano acarició la victoria, pero la falta de agua en pista en los compases finales provocó que perdiera ritmo. Jorge Lorenzo cruzó la línea de meta tercero tras tener una carrera difícil en la que se vio beneficiado por su constancia ante las caídas de los pilotos que tenía por delante.

Lorenzo salió enchufado adelantando tanto a Rossi como a Dovizioso, con una mejor tracción en la salida. Tras una vuelta espectacular, Rossi pasó de ser quinto a liderar la carrera, aunque Iannone le relevó enseguida en cabeza. Su compañero salió peor parado y retrocedió hasta la sexta plaza. A Rossi se le vio impaciente por adelantar a su compatriota para evitar que el grupo perseguidor formado por Dovizioso y Crutchlow, se acercara. La lucha entre los dos primeros favoreció que Dovizioso y Márquez se aproximasen. Este tuvo un inicio de carrera complicado por elegir discos de freno de carbono, que necesitan mucha temperatura para funcionar bien. Por eso era más y más rápido a cada vuelta, hasta que se fue al suelo al intentar dar caza a Dovizioso. Logró reincorporarse a la carrera, ya en decimoquinta posición.

Una vuelta antes se había caído Cal Crutchlow, por lo que la ventaja de Honda en la clasificación de constructores se redujo hasta los 21 puntos con respecto a Yamaha. Iannone fue el siguiente en probar el asfalto. Rossi y Dovizioso se quedaron como únicos candidatos a la victoria y Lorenzo escaló hasta el tercer puesto. Con sus dos pilotos en posiciones de podio, Yamaha tendría su bola de partido en Cheste, para intentar hacerse con el campeonato de contructores.

A falta de cinco vueltas, la falta de agua en pista hizo que Rossi aflojara el ritmo, y materializó la escapada de Dovizioso, que en un guión parecido al de la clasificación se encontró con la primera posición, y la mantuvo con un ritmo fuerte y constante. El resto de vueltas fue un mero paseo para él, que se convirtió en el noveno ganador distinto del curso en MotoGP. Con Rossi segundo y subcampeón ya matemáticamente, Márquez pudo enmendar mínimamente su error y acabó undécimo; unos escasos pero valiosos puntos para Honda.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de SPORTYOU

image beaconimage beaconimage beacon