Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Atleti, a cuartos de la Champions

SPORTYOU SPORTYOU 16/03/2016 sportyou
El Atleti, a cuartos de la Champions © Getty Images El Atleti, a cuartos de la Champions

A cuartos de final de la Champions con mucho sufrimiento. Así logró el billete el Atlético de Madrid después de empatar a cero goles con el PSV en un feo partido, que se decidió desde el punto de penalti. Los rojiblancos marcaron los ocho que tiraron mientras que el sofocón en los holandeses fue para Narsingh, que estrelló el balón contra el larguero.

El Atlético Madrid sorprendió en cierta medida por la salida mansa al césped. Optó por la fórmula de la lenta coción del partido a la espera de cazar al PSV en alguno de los descuidos en un contragolpe bien montado. El planteamiento del Cholo Simeone no dio ningún tipo de fruto en el primer tiempo porque el Atlético nunca se encontró cómodo ante un rival que movió con cierta comodidad ante la imprecisiones en la mayoría de los jugadores rojiblancos. Movió el balón con excesiva lentitud y los de arriba se quedaron cortados en más de una ocasión. Es cierto que al Atlético le gusta que le dominen pero tanta cesión del balón conlleva una serie de riesgos. Pudo encarrilar Griezmann el pase a los cuartos si hubiese estado más fino ante Zoet después de un jugadón de Juanfran y Koke por el costado derecho. De manera inexplicable no supo superar al portero rival.

Ese error no modificó el plan de los holandeses, empecinados en sacar provecho de los balones largos a De Jong, una pesadilla para los centrales del Atlético. También pudo el PSV hacer su gol en una buena incursión por la banda derecha pero ahí apareció la mano milagrosa para evitar el remate a puerta vacía del delantero. Enmudeció el Calderón y el público entendió que otra concesión supondría la entrega del encuentro. El Atlético se repuso del susto y en los últimos cinco minutos previos al receso volvió a tomar la iniciativa sin que llegase el gol de la tranquilidad.

En la segunda parte, el Atlético tomó la iniciativa pero sin llegar a avasallar al contrario. Es más, cuando Simeone se decantó por el cambio ofensivo de Torres por Augusto llegó la ocasión más clara del partido. Lacadia se sacó un disparo cruzado y Oblak sacó una mano milagrosa para que el balón se estrellase contra el palo. En un remate posterior, la cara deFilipe Luis salvó el tanto cantado con el portero batido. Lamejor opción para el Atlético llegó con un disparo de Torres que también tocó el guardameta y luegó tocó el palo.

En medio de tanto sufrimiento, el partido se marchó a la prórroga. Y después, la ruleta de los penaltis

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de SPORTYOU

image beaconimage beaconimage beacon