Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Barça, dispuesto a pagar 12 millones por Claudio Bravo

Marca Marca 29/05/2014 marca.com

El Barcelona se ha lanzado de lleno a por el fichaje de Claudio Bravo, que se convertiría en el segundo portero del equipo después de la incorporación de Ter Stegen. El club azulgrana ya tiene un acuerdo con el portero y ahora falta cerrarlo con la Real Sociedad.

La apuesta por Bravo es del nuevo técnico. Es el portero número uno en la lista de Luis Enrique una vez que cuando llegó el fichaje de Ter Stegen estaba totalmente cerrado. El asturiano prefiere esta opción a otras que le han puesto sobre la mesa como eran la de Keylor Navas y Willy Caballero, dos porteros que eran más del agrado de Zubizarreta. En esta caso ha prevalecido la opinión del entrenador.

Otras opciones ya quedaron descartadas con anterioridad como fue el caso de Courtois o también el de Petr Cech, que con el regreso del belga al Chelsea estará en el mercado. El club inglés vendería al checo por aproximadamente 20 millones, pero el Barça no quiere este perfil de portero.

El acuerdo con el chileno es total y este se muestra optimista de cara al desenlace final de las conversaciones entre los dos clubes. Así lo expresó Bravo en las redes sociales con un mensaje en clave, pero que da una pista de cómo está la situación: "Si uno avanza confiadamente en la dirección de sus sueños, y se esfuerza por vivir la vida que ha imaginado, se encontrará con un éxito inesperado en algún momento".

Conversaciones entre clubes
Ahora queda el acuerdo con la Real Sociedad. Ambos clubes ya han comenzado a hablar y las negociaciones van por buen camino, pero todavía lejos del acuerdo. El club donostiarra no exigirá la cláusula de rescisión por el guardameta que es de 30 millones. El club y portero tienen un pacto verbal por el cual si un grande llamaba a la puerta no le pondrían trabas y le facilitarían su salida. No hay que olvidar que Bravo apostó por la Real Sociedad cuando el equipo descendió a Segunda.

Y facilitar su salida es no exigir ese precio por su cláusula de rescisión. El Barcelona ha fijado en 12 millones el precio que estaría dispuesto a pagar por el futbolista, cantidad que es la misma que se ha abonado por Ter Stegen y que no quiere incrementar.

Oier y Tello
Las negociaciones por el precio están todavía abiertas y no se descarta que algún jugador pudiera incluirse en la operación como es el caso de Oier o Tello. En el primer caso sería un recambio directo para la portería del cuadro donostiarra.

Tello es uno de los futbolistas que tiene todas las papeletas para dejar el equipo en este verano. Ha jugado muy poco esta temporada y las expectativas para las próximas no son mucho mejores, por lo que es una opción que el Barcelona ha puesto encima de la mesa. Si alguno de estos dos futbolistas acabara entrando en esta operación, rebajaría los 12 millones fijados.

En un principio, Bravo llegaría como segundo portero del equipo porque la titularidad es para Ter Stegen. Sin embargo, esto dependerá de la adaptación del alemán y de si soporta la presión de la portería azulgrana. Si no fuera así, es donde entraría en acción el actual portero de la Real Sociedad.

Su perfil encaja muy bien en lo que pretende el Barcelona con un buen juego de pies y muy rápido debajo de los tres palos. Pinto ve así al que puede ser su sustituto: "No hay que olvidar que un portero tiene que parar con las manos, eso es lo más importante. Tiene una buena pegada y un buen golpe de volea con los pies, aunque técnicamente no tanto. Es rápido, ágil y con reflejos. Es un buen portero".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Marca

image beaconimage beaconimage beacon