Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El día que Maradona estuvo a punto de fichar por el Santos de Pelé

Logotipo de Goal.com Goal.com 29/09/2015 Gabriel Pazini

Maradona posa en el estadio del Santos. © Goal.com Maradona posa en el estadio del Santos.

Una de las grandes y eternas discusiones del fútbol: ¿quién fue el mejor jugador de todos los tiempos? ¿Pelé o Maradona? Los dos cracks encantaron, encantan y siempre van a encantar a cualquiera que ame al deporte de la pelota. Pero, aunque siempre parecieron haber tenido caminos opuestos, en realidad estuvieron cerca. Mucho más en 1995, hace veinte años, cuando el argentino estuvo a punto de ponerse la 10 del brasileño.

Cuando Maradona todavía cumplía la suspensión por doping en el Mundial de Estados Unidos 1994, Santos, con la ayuda de Pelé, intentó llevarse a Maradona. Samir Jorge Abdul-Hak, presidente de aquella época del equipo brasileño, cuenta la historia para Goal.

"Nosotros (Abdul-Hak, Pelé y Maradona) tenemos un amigo en común en Río de Janeiro, Alfredo Saad, con el que cada tanto nos veíamos. En un fin de semana, coincidimos con Maradona", dijo a Goal Abdul-Hak. "Con Pelé, entonces, conversamos con Maradona y le comenté sobre la posibilidad de que jugara en Santos. Él se mostró muy animado con la idea. Estaba convencido que podía jugar en Santos, creo que el hecho de que Pelé fuera parte de todo pesó mucho. Hablamos una tarde entera sobre el tema", dijo.

Maradona y Pelé. © Goal.com Maradona y Pelé.

Maradona tenía 34 años, cerca de cumplir 35. Con el visto bueno del argentino, Santos pasó a analizar la inversión: la empresa de O'Rei, Pelé Sports & Marketing, sería parte de la negociación. Pero todo se cayó en no demasiado tiempo. Fueron dos grandes trabas: primero, los problemas financieros de Pelé en ese momento. Segundo, la política de la directiva de Santos en aquellos tiempos: "Estábamos en un momento en el que no queríamos gastar de más. Aunque desde las ideas parecía posible, la realidad es que el presupuesto era demasiado alto. Fue una pena".

Después de que fallara la negociación, Maradona regresó a Boca, donde estuvo dos años. En 1998, el 10 regresaría a Villa Belmiro, pero sólo a participar del carnaval. Otra vez, los sueños de volver a contar con él volaron, pero el argentino sólo se puso la camiseta afuera de las canchas.

Abdul-Hak saca pecho por otra situación. "En esa época nuestra situación financiera era muy complicada. Contratamos a Giovanni, que había visto jugar, por 300 mil reales y gracias a un préstamos que nos costó mucho conseguir", dijo. Y agregó: "Fue una gran suerte. Él se convirtió en ídolo y fue vendido por ocho millones de reales. Con ese dinero pudimos hacer muchas cosas".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon