Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El gran salto de Monchi y el Sevilla

Logotipo de SPORTYOU SPORTYOU 08/12/2016 Miguel Gutiérrez
El gran salto de Monchi y el Sevilla © Getty Images El gran salto de Monchi y el Sevilla

El próximo lunes, representantes del Sevilla viajarán una vez más a la sede de la UEFA en Nyon. El camino ya lo conocen; la diferencia es que, esta vez, volverán a sentarse en la mesa de los grandes. Siete años lleva el club andaluz sin entrar en el bombo de los 16 mejores del continente. Lo hará por tercera vez, después de dos malas experiencias. En 2008 y 2010 cayó eliminado ante Fenerbahçe y CSKA, equipos del tercer escalón europeo, siendo generosos. Esta nueva clasificación para octavos de final, sellada con un empate (0-0) en Lyon, supone un refuerzo para un proyecto que trata, precisamente, de consolidar al Sevilla en el segundo nivel europeo. La primera consecuencia ya está escrita: la Europa League, por primera vez desde 2013, tendrá un nuevo campeón.

En la última década, jalonada de éxitos, el Sevilla ha crecido al ritmo de exigencia que han marcado tanto la afición como Monchi, el director deportivo. En la vitrina relucen dos Copas de la UEFA y tres de su heredera, la Europa League. Un orgullo para el club pero también un motivo para mirar más arriba, a poco que haya ambición. Y la hay, abanderada por el propio Monchi y el director general, Jesús Arroyo. En un club donde aún rige cierta mentalidad conservadora, empezando por el presidente, José Castro, y algunos de sus consejeros, Monchi ha modernizado un equipo de scouting ya de por sí exitoso. Aunque quizá la reforma más evidente, por visible, es la del propio estadio Ramón Sánchez Pizjuán, remozado en sus tripas la pasada campaña y en el exterior en esta. También forma parte del plan.

Los signos más claros de la gran apuesta del club son la contratación de un entrenador de perfil alto, como Jorge Sampaoli, o la gran inversión realizada este verano: 61 millones en fichajes y cesiones después de recaudar 85 con las ventas. Este último aspecto es clave en el futuro. El Sevilla ha ganado mucho dinero con su facilidad para detectar talento, comprar barato y vender caro. Sin embargo, necesitará retener a sus pilares para asentar un proyecto que no se vea obligado a reinventarse cada verano. Y para dejar de vender, o al menos reducir el ritmo, necesita dar un salto. En ello está.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de SPORTYOU

image beaconimage beaconimage beacon