Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Nápoles de Rafa Benítez logra su quinta Copa de Italia

AS AS 03/05/2014 As.com
Insigne celebra su segundo gol ante la Fiorentina. © GIAMPIERO SPOSITO Insigne celebra su segundo gol ante la Fiorentina.

El Nápoles ganó la quinta Copa italiana de su historia superando 3-1 a la Fiorentina en una final protagonizada por seis españoles en el césped del Olimpico. El partido empezó con un ambiente raro y silencioso tras los accidentes de la tarde. Los hinchas napolitanos decidieron sacar todas las banderas del fondo y sus rivales de Florencia los imitaron por espíritu solidario. Los ruidosos pitos para el himno italiano completaron un cuadro muy triste para un evento que debía ser una fiesta del deporte.

Los de Montella, con Gómez lesionado y Rossi aún fuera de forma, empezaron el choque sin un delantero centro: el técnico apostó por Borja Valero, Ilicic y Joaquín. Los napolitanos salieron de inicio con Reina, Albiol, Callejón e Higuaín, que se recuperó tras el golpe en su tibia sufrido hace una semana.

El Nápoles empezó el partido con mucha garra y encontró el gol al minuto 12: contragolpe de Hamsik y asistencia perfecta para Insigne, que con un gran disparo superó a Neto. El joven delantero italiano encontró su segundo tanto después de solo cinco minutos: esta vez fue Higuaín quien le regaló el pase decisivo. La Fiorentina reaccionó al golpe doble con orgullo y logró el 1-2 con Vargas que aprovechó de un hueco en el centro de la defensa azzurra. En la segunda mitad los viola siguieron apretando en busca del empate, mientras que el Nápoles tuvo que renunciar a Hamsik e Higuaín, ambos lejos de su mejor condición.

En el minuto 78 los de Rafa Benítez se quedaron con 10 tras la segunda amarilla para Inler, y la Fiorentina aumentó su presión, ahora con la puntería de Rossi, que volvió al césped después de cuatro meses. El conjunto partenopeo fue capaz de aguantar a pesar de la inferioridad númerica y hasta de encontrar el tercer tanto con Mertens a dos minutos del pitido final. Que llegó puntual y proclamó al Nápoles campeón: Benitez llevó su primer titulo a la ciudad del Vesuvio.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de AS

image beaconimage beaconimage beacon