Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El paddock es un Lego gigante

MundoDeportivo.com MundoDeportivo.com 09/05/2014 Raymond Blancafort

Sebastian Vettel está encantado de volver este fin de semana al Circuit Barcelona-Catalunya. No sólo porque le gsta y conoce el trazado, sino por otros detalles que son confortables para él y que también lo son para el equipo.

“La Fórmula 1 regresa a Europa con el Gran Premio de España. Eso significa que volveremos a disponer de la Energy Station, que nos proporciona mucho espacio tanto a nosotros como al equipo. Estaremos como en casa”, explica Vettel, que tiene en la instalación más grande del paddock, la Enbergy Statation de Red Bull, su propia habitación personal donde descansar y tener intimidad 'lejos' del ruido y parafernalia del paddock.

El paddock del Circuit de Catalunya fue dede el lunes hasta ayer por la mañana, un caos ordenado. Los camiones de los equipos se movían por el mismo, descargando toneladas de material. Por vez primera esta temporada los equipos han sacado de los almacenes los descomunales 'hospitality', que necesitan la ayuda de gruas y para su montaje. Y a la par, también estaban decorando y habilitando los boxes, donde todo está milimétricamente colocado para dar servicio a los monoplazas. Y las 'monkey office' que se han popularizado desde hace un par de años. Estructuras apoyadas en el techo de los camiones del equipo, justo en la parte trasera de los boxes, donde se instalan los ingenieros con sus ordenadores y se llevan a cabo las reuniones técnicas. Una forma de no interferir con el hospitality o estar a salvo de la curiosidad delos invitados VIP; los boxes, en su día considerados generosos, se han quedado pequeños.

Imagen impecable.

La F1 es glamour, requiere imagen, y todo está milimetrado, perfetamente estudiado, aunando las necesidades y exigencias de marketing de los patrocinadores y las del propio equipo. Todo con brillo y con relucientes logotipos recordando a las marcas que pagan la fiesta.

Red Bull es posiblememte el equipo que moviliza más camiones. “Se necesitan 13 camiones para la enorme Energy Station”, el hospitality conjunto de Red Bull y Toro Rosso, señala Gerrad O'Riley, el coordinador logístico del equipo. Es el más largo de todo el paddock y requiere tres días de montaje, aunque el de McLaren o las torres gemelas de Ferrari sean más altas.

Unos camiones en los que se traslada de todo, desde aires acondicionados, hasta cocinas pasando por cómodos sofas y las más espectaculares pantallas de plasma. Incluso en ocasiones también bebidas, y parte del catering y demás va de un lugar a otro del planeta viajando con la F1.

Todo está perfectamete estudiado. Hay contenedores especiales para cada elemento que se transporta: es la mejor forma de aprovechar el espacio, de evitar pérdidas o roturas. Como muestra, un ejemplo: Los equipos de ordenador viajan montados en consolas especiales; sólo hay que enchufarlas a la toma de corriente y a trabajar.

Contrasta todo este tiempo de preparación y montaje con la rapidez con la que todo queda desmontado. Normalmente el domingo al anochecer los primeros camiones de los equipos dejarán el circuito rumbo a sus bass con el material de carerras., aunque en esta ocasión todo se rretrasará ttres dáis a causa de las dos hjornadas de test en el Circuit, martes y miércoles. Los camiones con el 'atrezzo' de los hospitality lo harán asimismo pero rumbo al siguiente Gran Premio, aunque tengan que estar aparcados un par de días en algún parking o hangar a la espera de que sean autorizados a entrar en el circuito, normalmente el domingo anterior a la carrera

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Mundo Deportivo.com

image beaconimage beaconimage beacon