Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Valladolid pretende que el filial juegue en césped natural

Marca Marca 17/06/2014 marca.com
Tras su ascenso a Segunda B © Tras su ascenso a Segunda B Tras su ascenso a Segunda B

Los problemas que acumuló el Real Valladolid la pasada temporada con su campo de entrenamiento quedaron solucionados con el cambio del césped y la reforma del drenaje. Sin embargo, el ascenso del filial blanquivioleta a Segunda división B va a provocar un nuevo quebradero de cabeza al club ante la intención de que el Promesas pueda jugar sus partidos de liga en un terreno de juego de hierba natural.

Actualmente, las instalaciones de los campos anexos sólo cuentan con un campo natural, donde habitualmente se ejercita el primer equipo, y el descenso a Segunda división impedirá que el club pueda hacer frente al coste que supondría la instalación de un nuevo terreno de juego con las mismas características. Así, en las oficinas de Zorrilla se está estudiando la forma de renovar el césped artificial donde entrena y juega el filial, apostar por una hierba más moderna y, de este modo, intentar solventar un problema que podría afectar tanto al primer como al segundo equipo blanquivioleta.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Marca

image beaconimage beaconimage beacon