Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Valladolid quiere respirar e impedir la fiesta del Celta

AS AS 28/04/2014 Clemente Garrido

En la batalla de diciembre disputada en Zorrilla, el duelo de arietes decidió el partido. La picardía de Mariño y la ingenuidad de Charles dejó al Celta con diez, lo que aprovechó Javi Guerra para matar a los vigueses con un soberbio hattrick. Ambos quedaban empatados a puntos y fuera de descenso. La historia ha cambiado en estos meses. Los vigueses buscan una victoria que certifique su permanencia en Primera División, aunque no sería matemática porque los blanquivioletas tienen un partido menos. A pesar de ese comodín con el que cuentan los de Juan Ignacio, ya notan el agua en la nuez. Necesitan urgentemente un triunfo que valide sus opciones de seguir vivos. Al rey del empate ya no le valen más tablas. Para ello es imprescindible que sus dos jugadores franquicia vuelvan a funcionar. Óscar y Javi Guerra deben demostrar sus galones en el momento más crítico de la temporada.

Buen ambiente. En el vestuario vigués llevan toda la semana lamentando que el partido se dispute en lunes. Les gustaría ganar y celebrar la permanencia por todo lo alto con su afición. En el caso de salir victoriosos, y a pesar de que las matemáticas seguirán sin sellar el pasaporte, lo festejarán en la más estricta intimidad, viendo como el público se marcha a sus casas contando las horas de sueño. No obstante, se prevé una buena entrada en el penúltimo encuentro de la temporada. La otra nota negativa de esta moda de los lunes es que no habrá desplazamiento masivo de aficionados visitantes, tal y como sucedió en la ida. Cosa de innovadores.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de AS

image beaconimage beaconimage beacon