Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Giovanni Simeone, el hijo del Cholo, uno más en la selección Argentina

MundoDeportivo.com MundoDeportivo.com 13/06/2014 EFE

Giovanni Simeone, hijo del actual entrenador del Atlético de Madrid campeón de liga, está viviendo un momento único en este Mundial como uno de los integrantes de los juveniles del grupo de ayuda para la selección argentina.

Mientras en el piso superior del complejo Cidade do Galo se forjan las ilusiones mundialistas de la albiceleste, en la planta baja a Gio le toca compartir con sus compañeros esta primera sensación de vivir una Copa del Mundo desde adentro.

Con tan sólo 18 años llegó a este desafío tras un final de temporada con título con River Plate y un reciente triunfo ante Boca Juniors en el último superclásico disputado en el Distrito Federal de México.

"El día que pisé esta concentración en Brasil se me iluminaron los ojos. Mi papá me dijo que disfrute esta experiencia porque después del propio jugador de fútbol el mejor lugar para vivir un Mundial es de sparring, porque sigue al plantel a todos lados y entrena sin presiones", relató Giovanni a EFE.

Bajo la conducción de Julio Humberto Grondona, hijo del actual presidente de la Asociación del Fútbol Argentino, este equipo de 15 juveniles comparte el día a día en la concentración albiceleste en Belo Horizonte.

"Nosotros trabajamos para ayudar a un grupo de jugadores que tienen que lograr que la Argentina sea campeón mundial", relata Gio que desde hace dos años integra los juveniles argentinos.

"La selección argentina para mi familia es como nuestra segunda casa. La celeste y blanca corre por las venas de toda la familia Simeone y el 14 (el número de casaca que usaba su padre Diego) es reconocida porque mi viejo la lucía en su espalda. Y como suele decir en chiste, después de Maradona, mi papá fue el primero en usar la 10 en la selección", enfatiza el 'Cholito' con una risa contagiosa.

Con un gran afecto y admiración en el tono de sus palabras se refiere a su papá jugador de ayer y entrenador de hoy: "Fue un privilegio para él defender durante tanto tiempo y dos Mundiales la camiseta celeste y blanca. Y ahora es mi turno de tratar de colaborar con la selección de mi país".

"En relación a lo que hizo en la última temporada con el Atlético de Madrid fue sensacional y genera un gran orgullo en la familia porque sabemos que es un técnico que trabaja mucho para que las cosas salgan bien", completó.

"Messi está claro que es el mejor jugador del mundo. Además de sus grandes virtudes dentro de la cancha, fuera de ella está en todos los detalles y siempre está atento a las pequeñas cosas del grupo. Es un gran capitán y absorbe gran parte de la presión de esta selección argentina", sostuvo sobre el astro albiceleste.

En relación a su posición de delantero centro y la admiración por Gonzalo Higuaín sentenció: "Tiene unos movimientos impresionantes. Verlo en la televisión no es lo mismo que en los entrenamientos porque aquí se puede observar cómo se desplaza sin la pelota para estar en el momento justo para luego poder definir".

También se refirió a la entrega de Javier Mascherano y el contagio a sus compañeros: "Es un referente muy claro de lo centrado que está el grupo. Juega cada entrenamiento como si fuera el último y eso genera ganas, actitud y energías positivas".

Ante la consulta ineludible sobre la posibilidad de disputar un Mundial futuro en Rusia 2018 o Qatar 2022, Gio respondió: "Soñar no cuesta nada. Lo mejor es cerrar los ojos y pensar la posibilidad de jugar un Mundial que puede darse en los próximo cuatro años. Uno siempre trabaja cada día desde chico para esperar esa posibilidad".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Mundo Deportivo.com

image beaconimage beaconimage beacon