Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Guardiola cambia el violín por la cerilla

AS AS 29/04/2014 Alfredo Relaño

De repente Guardiola dejó el violín y cogió la cerilla. Ocurrió ayer, cuando dijo que ha leído y escuchado en Madrid que se da al Real Madrid como finalista y hasta campeón de la Champions. No sé qué lee o escucha, pero no coincide con la percepción que yo tengo. No vivo rodeado de tanto optimismo, aunque sí he notado un cierto alivio entre tantos que vieron el miércoles un Bayern muy dulcificado respecto a la imagen que, de tiempo atrás, se tenía de ese equipo. El resultado fue bueno para el Madrid (ha valido un 60% de las veces en Europa), pero lo mejor fue esa imagen tan blanda del Bayern.

Guardiola está en un pequeño aprieto: allí ya le acusaban de haber amanerado al Bayern (Beckenbauer se había quejado de ello), pero tras el partido del Bernabéu y la consiguiente sensación de alivio en el madridismo eso fue a más. Al poco del partido, Rummenigge anunció un incendio forestal en Múnich y comarca, a fin, me imagino, de que el Madrid se acuerde de lo que vale un peine (el Madrid, en efecto, lo ha pasado muy mal muchas veces allí). Y Guardiola se apunta lanzando un mensaje un tanto falsario, que sólo puede estar destinado a echar gasolina a ese incendio deseado.

El Madrid no se ve en la final, aunque sí tenga esperanzas de llegar a ella, legítimas desde el 1-0. No se asusta y eso se nota en la flema de Ancelotti, que a la invocación del incendio forestal responde constatando que allí llueve, así que un problema menos. El Bayern apretará, desde luego, pero el Madrid tiene un gol de ventaja, más Casillas y Cristiano como primero y último en la alineación recitada. Y por medio, un montón de jugadores estupendos. También los tiene Guardiola, sólo que en el Bernabéu no le lucieron. Por eso hace este tonto brindis al sol, inventando baladronadas que por Madrid no circulan.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de AS

image beaconimage beaconimage beacon