Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

James y Drogba lideran la lucha por pasar a octavos de final

AS AS 19/06/2014 Alfredo Matilla

Tras cumplir con sus papeles de favoritas en el debut, Colombia y Costa de Marfil pueden ser las siguientes selecciones que aseguren su presencia en octavos después de que ayer lo hiciera Holanda y Chile. Sólo les vale ganar. Y si lo logran, ya habrán cumplido su objetivo. Colombia, por haber igualado su hombrada de Italia 90. Y Costa de Marfil, por pasar la fase de grupos por primera vez en sus tres intentos. De James y Drogba, estrellas ante Grecia y Japón, depende.

Colombia llega con otra mala noticia en su delantera. Bacca cayó lesionado y estará una semana en reposo. Sin él, suplente hace seis días, y sin Falcao, no hay dudas que desvelar: Teo volverá a tener la responsabilidad dentro del área. Ante Japón no le fue nada mal. No brilló, pero marcó. Así que repetirá. Como también lo hará el resto de aquel once. Con Ibarbo en banda y James a su libre albedrío.

En Costa de Marfil sí hay debate. Y no porque Ya Konan (suplente) esté lesionado y vaya a variar la pizarra. Sino porque su seleccionador enfadó a Drogba en el primer partido al dejarle en el banquillo y ahora, tras ser clave en la remontada, tiene que resolver una papeleta: repetir la estrategia y ganarse un enemigo o cambiar de planes y ponerse en manos de un líder que confesó su admiración a Valderrama. Los medios africanos apuestan por lo segundo. Con las bestias no se juega. Sobre el ‘11’ recaerá la responsabilidad, aunque deberá compartir focos con Aurier, gran lateral que inició los dos goles el pasado sábado y al que le gusta más atacar que defender.

Pasado. Colombia y Costa de Marfil no se han enfrentado jamás, así que no hay referencias en las que apoyarse para comparar. Sólo queda para los estadísticos que Pekerman ya ganó a su rival de hoy cuando dirigía a Argentina (2-1) en 2006. El duelo de esta vez estará tan igualado o más que entonces. Touré, Kalou, Drogba y compañía no quieren pasar a la posteridad como una generación asombrosa que siempre da que hablar por su potencial (cinco victorias y tres empates en la clasificación), pero que nunca da la talla en un Mundial.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de AS

image beaconimage beaconimage beacon