Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La NFL se moviliza para evitar la homofobia

Logotipo de AS AS 12/05/2014 As.com

La llegada de a la NFL de Michael Sam, el primer jugador que ha reconocido ser homosexual, será un reto para los vestuarios de la Liga donde el machismo, la homobofia y el amedrentamiento sicológico de los rivales son la norma.

Y por las primeras reacciones después de que el sábado Sam fue elegido por los St. Louis Rams, la Liga de fútbol americano y sus equipos están listos a castigar a sus jugadores en cuanto que alguien haga público algún comentario negativo o sexista.

Los Miami Dolphins multaron y castigaron el domingo por la noche a su defensor Don Jones por unos comentarios que hizo el sábado en su cuenta de Twitter tras ver a Sam besar a su novio para celebrar que había sido seleccionado en el draft de novatos. "OMG (¡O Dios Mio!) es horrible", escribió el jugador de Miami.

Que obligó a Jones a pedir disculpas personalmente a su nuevo colega de la Liga "por las palabras inapropiadas que utilice en las redes sociales. Quiero darle la bienvenida y desearle mucha suerte en la NFL", es el nuevo mensaje del defensor de los Dolphins que han impuesto a Jones una multa y también le han prohibido el acceso a sus instalaciones.

Miami fue muy criticado la pasada temporada porque un grupo de jugadores amedrantó y persiguió con insultos raciales y homófobos al jugador Jonathan Martin que, en al menos dos ocasiones, pensó en suicidarse.

El ex jugador Derrick Ward, un corredor que intenta regresar a la NFL donde jugó por última vez en el año 2011 por los Texans de Houston, también pareció muy enfadado con la celebración de Sam y de su novio y con las imágenes que ofreció la cadena de televisión ESPN de la fiesta.

Sam estaba esperando con su familia y su novio en su casa a la llamada de algún club y cuando recibió la de Jeff Fisher, el entrenador de los Rams, besó a su pareja en la boca y además le llenó el rostro de nata de una tarta. Imágenes que captó un equipo de la cadena de televisión ESPN y que ofreció durante varias horas del domingo a sus espectadores para informarles del histórico momento de la elección de un jugador que ha reconocido ser gay por un club de la NFL.

“Seguro que va a ver algún idiota en la Liga que diga cosas en mi contra. Pero mi objetivo es que no me juzguen por mis preferencias sexuales sino por mi juego y la forma en la que ayudo a mi equipo”, ha dicho el nuevo jugador de St. Louis.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de As.com

image beaconimage beaconimage beacon