Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Las 9 anécdotas imperdibles de Clemente en JotDown

SPORTYOU SPORTYOU 05/04/2016
Las 9 anécdotas imperdibles de Clemente en JotDown © Getty Images Las 9 anécdotas imperdibles de Clemente en JotDown

Javier Clemente ha concedido una extensa entrevista a JotDown, publicada en su versión Smart, en la que se confirma como una de las grandes personalidades del fútbol español. El carácter directo y, sobre todo, la manera de contar sus vivencias convierten algunas de sus anécdotas en auténticos incunables. Estas son las cinco mejores:

Los nuevos métodos de entrenamiento y la prensa

"No creo en estos métodos nuevos. En la calle aprendes a jugar al fútbol y en las escuelas aprendes a jugar a la pelota. En la calle tienes que ganar, cuatro contra cuatro. Un vecino contra otro. Y aprendes a hacer cosas que te sirven para ganar, porque no existe otra cosa. Ahora la cultura ha cambiado, el dinero ha cambiado y la prensa es gilipollas".

Como Messi, pero en malo

"Creo que estaba en la línea de Messi, en malo y zurdo. Aunque con un fútbol más vasco, donde el trabajo era más notorio. Pero más o menos tenía ese estilo de dámela, toma, dámela, reparto, doy, llevo..."

Menotti y el fútbol espectáculo

"Mira, yo respeto a todos ellos, pero Menotti vino a España y nos soltó un pregón en plan: 'Vengo a España a entrenar porque estos chicos no saben nada'. Pues no, qué quieres que te diga. Tú, Menotti, sabrás de lo tuyo, pero oye, primero aterriza y después igual coges otra vez el avión de vuelta. Los tontos no somos nosotros, no vengas aquí agrandado con tu fútbol y tus rollos".

(...)

"Los entrenadores en España cuando empiezan a trabajar en un club se suelen poner a hablar de fútbol espectáculo. ¿Por qué? Porque está bien visto. La frase 'hay que dar espectáculo' no paran de repetirla, pero están vendiendo una lechuga congelada en pleno invierno que no hay quien se la coma. ¿Fútbol espectáculo tú? Oye, mira, vete a la mierda. Fútbol espectáculo lo darán los jugadores. A ver, pon a mi padre a jugar, dile lo que tiene que hacer y a ver si das espectáculo. Si tienes a Neymar, a Messi... con esos pollos, pues hombre, con que no los estropees te van a dar el espéctáculo solos. Todo eso son mentiras. Pero si tienes un chaval que no es Messi hay que enseñarle a ganar. Porque no puede hacer lo que hace Messi, no tiene esas capacidades y no puede intentarlo porque va a hacer el imbécil"

El Alex Ferguson del Athletic y Bielsa

(¿Le hubiera gustado a Clemente ser un Alex Ferguson del Athletic, estar muchos años con un proyecto sólido) "Sí, pero nunca han querido. Y sé por qué no quieren que entre. He intentado ser coordinador de Lezama tres o cuatro veces, pero no me meten porque si viene un periodista con una chorrada le mando a tomar por culo. Y si viene un directivo con una chorrada le mando también a tomar por culo. Pero traen a Bielsa. Y no quieren que siga pero la directiva le renueva porque la prensa dice que el Athletic juega de la hostia, y no juega a nada. Dio tres partidos muy bonitos, jugamos dos finales y en ambas el equipo muerto. Las dos finales las tira por la borda con lo difícil que es llegar. Al año siguiente continuó y por poco no bajamos. ¿Qué fútbol espectáculo vas a dar aquí? Con ese fútbol nos morimos de hambre.

El penalti de Losada

(La final de la Copa de la UEFA de 1988 entre el Espanyol, entrenado por Clemente, y el Bayer Leverkusen se decidió a penaltis)."Yo le llamaba Pipiolo. A Losada le puse Pipiolo y a Valverde, Txingurri. Pipiolo porque era un crío más majo que la leche, y muy bueno. Pero llegaron los penaltis y le digo: 'Pipiolo, ¿tiras un penalti?'. Y él: '¿Yo? ¿Y qué hago?'. Le expliqué: 'Pues qué vas a hacer, darle una hostia y ya está'. Fue a tirar y sí, le dio una hostia. Yo no he visto un penalti igual en toda mi vida. Sacó el balón del estadio. (...) Sí, el estadio estaba en obras y no estaba la cubierta de tribuna. Le dio una hostia al balón como si hubiera sacado de puerta, ¡qué hostia le dio! Desapareció la bola. Luego, en el avión, nos descojonábamos de risa. Pero fue muy triste".

Jesús Gil y Gil

"Un tío cojonudo, pero no tenía ni puta idea de fútbol. Era su segundo año. Entrenar con él era un poco agobiante. Dormía muy poco y te llamaba de madrugada para preguntarle de todo. Un día, que íbamos segundos y perdimos 1-0, me llamó al despacho y me dijo 'Ayer jugasteis muy mal en Pamplona, voy a cambiar el entrenador'. Íbamos detrás del Madrid de Toshack, el que metió los ciento siete goles. Y me echó".

Entrenar a Guardiola

"Un día le tuve que decir: 'Oye, Pep, se ha acabado el partido ya, ¿eh?'. Estaba él hablando de dos fallos que había tenido. 'Pep, déjaete de los dos fallos que has tenido, que hemos ganado 2-1. Si has fallado mañana acertarás, tómate una cerveza y deja ya de darle vueltas. Que el fútbol es para reírse, joder'".

Clemente y Lopera

"Hace poco me encontré a Lopera y le dije que era un forofo, que de fútbol ni idea. Le recuerdo un día rezando a las estampitas de la Macarena, pero jugábamos contra el Oviedo y le dije: 'Tenga cuidado, que como ellos recen a la de Covadonga va a haber una pelea entre las vírgenes de la leche' (risas). Era un hombre con sus creencias, muy devoto, pero un poco inculto. Con alguien que futbolísticamente lo hubiera sabido conducir podría haber llegado lejos".

Entrenar a Libia

"Llegué y el primer año ganamos la Copa de Äfrica. No habían ganado nunca nada, pero trabajaron como enanos, con ilusión y entusiasmo. Tengo todo chavales jóvenes, con una media de veintidós años. Les he buscado buenos campos para entrenar, con poca hierba, rápidos, para que jueguen en velocidad. (...) La historia es que acabé el contrato y me vino el presidente a decirme que no había dinero y quería buscar una forma de que lo dejara y ahorrarse la ficha. Yo estaba de acuerdo porque estaba muy cansado. Pero nos tocó Ruanda en la clasificación para el Mundial y 1-0 ganamos. Luego fuimos allí, partido televisado en Libia, y me decía mi ayudante, Ramón, 'Joder, cómo estamos jugando'. Y yo: 'Esto es mentira, tiene que ser casualidad, no puede ser tanto'. 1-3 les ganamos. Y ahora tengo más partidos, en septiembre que acabo contrato me volverán a decir que me quede, los jugadores me lo piden también, que les da igual no cobrar, me dicen que no me puedo marchar. Les contesto: '¡Que no nos pagan, que yo vengo desde España!'. Y ellos: 'Qué más da, ya cobraremos, yo qué sé'. Y esa es la putada, que me da pena".

MÁS EN MSN

-El tapado para sustituir a Sergio Ramos

-La arriesgada promesa de los jugadores del Real Madrid a Florentino Pérez

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de SPORTYOU

image beaconimage beaconimage beacon