Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Las contradicciones de Dani Alves

Goal.com Goal.com 26/05/2015 Edu Polo

El brasileño se ha sentido "menospreciado" por el club. © Reuters El brasileño se ha sentido "menospreciado" por el club. Dani Alves compareció ante los medios por voluntad propia. En la semana de la final de Copa del Rey y a menos de quince días de la final de la Champions League, el brasileño quiso dar una rueda de prensa para hablar de su futuro.

Y en su primera respuesta anunció que hasta el 7 de junio no quiere pensar en la próxima temporada y apelaba a su madurez y seriedad para asegurar que no pensaba armar ningún follón o lío en vísperas de dos partidos tan importantes para el FC Barcelona. Si realmente su intención era atender a los medios para no dar pistas sobre su futuro ni para armar ningún lío, entonces no se entiende su interés por comparecer ante la prensa de forma voluntaria. Aunque me cuesta creer que realmente creyera que podía pasar por la sala de prensa para no decir nada.

Porque al final acabó montando un follón de los buenos y dejando claro que su futuro está lejos del Camp Nou, todo lo contrario de lo anunciando unos minutos antes. No quería anunciar su futuro y lo hizo. No quería montar un follón y lo hizo. Y dijo que no es un tema de dinero, pero se quejó de que fuera lo valoran más. Demasiadas contradicciones. Está claro que las declaraciones de Alves no van a afectar al equipo de cara a las dos finales pendientes, pero en todo caso son muy inoportunas, tanto en el fondo como en las formas.

Hace pocos meses el brasileño utilizaba a los medios para criticar a los seguidores que le silbaban por su bajo rendimiento y ahora en cambio dispara contra la Junta Directiva y ciertos medios de comunicación, organizando un 'numerito' en la sala de prensa impropio de un jugador del Barça. Porque aunque pueda llegar a tener razón en alguna de sus reflexiones, la pierde totalmente por la forma de expresar sus argumentos. Alves dice que fuera le valoran más, que el club le ha menospreciado, que las ofertas exteriores ganan por goleada a la azulgrana y que quiere seguir, pero no a cualquier precio. Pero asegura que no habla de dinero. Si no habla de dinero, ¿a qué se refiere? Me temo que Alves ha llevado el pulso con el club demasiado lejos y no esperaba este final.

El futbolista creía tener todas las de ganar, puesto que el Barça no puede fichar, el técnico quiere su continuidad, es amigo íntimo de Messi y es muy superior a Montoya y Douglas. Pero el club no ha cedido y ahora habrá que ver esas suculentas ofertas de grandes clubs europeos de las que alarde Alves en las negociaciones. La rueda de prensa de Dani Alves supone una gran decepción también como periodista. El brasileño llama basura a un medio y dice que otro da vergüenza ajena. Y aún así hay 'compañeros' capaces de reírle las gracias y de aplaudirle porque acaba su show cantando una canción en portugués. Lamentable. Así nos va como colectivo.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon