Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Las ganas del Real Madrid de tapar la boca a Piqué

El Economista El Economista 19/05/2016
La celebración del título de Liga de Piqué ha sido la última falta de respeto a los jugadores del Real Madrid. © Getty La celebración del título de Liga de Piqué ha sido la última falta de respeto a los jugadores del Real Madrid.

Gerard Piqué sigue empeñado en convertirse en el nuevo azote del Real Madrid. Este miércoles, en sala de prensa, el defensa del Barça volvió a hablar del eterno enemigo. "¿La Liga de Zidane? En Madrid que se monten sus películas, que nosotros seguiremos celebrando títulos", comentó en una declaración que rompe su última tendencia. Porque en semanas anteriores, el defensa había moderado su tono e incluso había apagado los fuegos abiertos con Arbeloa.

Pero ahora el defensa ha vuelto a lanzarse al monte de las críticas hacia un rival del que también se mofó en la rúa de festejos blaugrana, cuando imitó a Cristiano Ronaldo y sus celebraciones. Acciones como éstas, palabras como aquéllas, no pasan desapercibidas en la capital de España. Y gustar, lo que se dice gustar, no gustan.

Así lo dejó claro Nacho, defensa merengue, cuando, preguntado al respecto, afirmó que su mejor respuesta llegará el 28 de mayo, cuando el equipo pueda conquistar su undécima Copa de Europa (aunque algunas asociaciones pretenden quitarle sus primeras cinco). El sentimiento de Nacho es similar al que unen a los futbolistas merengues. Las palabras del internacional español, lejos de bajar los ánimos del equipo, los acelera y excita.

Es, afirman fuentes cercanas al club, una motivación, una razón más (por si acaso faltaban algunas) de lanzarse a todo tren a la conquista de la Champions. Hay ganas de callarle no sólo por estas declaraciones, sino por la cascada de comentarios que ha ido dejando a lo largo de un curso en el que el futbolista ha cobrado un especial protagonismo con alta carga de tensión contra los merengues. El tiempo dirá si finalmente lo consiguen o si, por el contrario, esta guerra dialéctica acaba en victoria del central (y potencial capitán) del Barça.

MÁS EN MSN

-Las injerencias de Florentino amenazan a Zidane

-Los negocios del 'imperio Iniesta'

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Los futbolistas con el peor carácter de la historia

Los futbolistas con el peor carácter de la historia

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de elEconomista.es

image beaconimage beaconimage beacon