Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Los Warriors, indiferentes ante la provocación de LeBron James

BASKET4US BASKET4US 04/11/2016 Pablo Lopez
Los Warriors, indiferentes ante la provocación de LeBron James © BASKET4US Los Warriors, indiferentes ante la provocación de LeBron James

Golden State Warriors recién se recupera luego de perder en las Finales de la NBA 4-3,  pese a tener una ventaja de 3-1 sobre Cleveland Cavaliers. Sin embargo, sus rivales no están dispuestos a dejarles olvidar, porque para ellos más allá de un anillo, es la demostración de que cualquier marca o registro se puede romper en este deporte.

En su fiesta de Halloween, LeBron James  decidió hacerle una pequeña dedicatoria al equipo de Stephen Curryy KevinDurant: un esqueleto tocando una batería que decía “3-1 lead” (ventaja de 31). Claramente esto era una referencia a lo sucedido en las finales de la NBA.

No obstante, esta provocación no fue tomada en serio por los jugadores de los Warriors, que incluso tuvieron tiempo para reírse del asunto. Entrevistado sobre el tema por ESPN, Curry dijo que "voy a mantenerlo en silencio", para luego marcharse riendo.

LeBron James se convierte en tema de conversación al interior del camerino de su máximo rival

Sin embargo quien sí supo tomarlo con mucho humor, y de paso devolverle el dardo a los Cavs, fue Draymond Green. Al ser cuestionado por los periodistas sobre el tema, el ala-pívot dejó claro que “ya tengo suficiente combustible. No necesito más. Disfruta."

Pero su desquite vino en su cuenta de Twitter. El pasado miércoles, la novena de Chicago Cubs se hacía con la Serie Mundial luego de 108 años sin título. Sus rivales eran Cleveland Indians. LeBron y sus compañeros acompañaron al equipo que llegó a tener una ventaja de 3-1 sobre los Cubs. Pese a esta situación, los de Chicago terminaron coronándose campeones. Green no perdió el tiempo trinó el siguiente mensaje: “Tío, ir ganando 3-1 apesta”.

Quien no se tomó tan a la ligera la pequeña broma de James fue Klay Thompson, a quien se le vio molesto por lo ocurrido. El escolta de los Warriors declaró a la prensa: "Hombre, no me importa eso".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de BASKET4US

image beaconimage beaconimage beacon