Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Mercedes exige al padre de Verstappen que controle a su hijo

SPORTYOU SPORTYOU 12/11/2016
Mercedes exige al padre de Verstappen que controle a su hijo © Getty Images Mercedes exige al padre de Verstappen que controle a su hijo

Toto Wolff, jefe de la escudería Mercedes, llamó por teléfono a Jos Verstappen para pedirle que le dijera a su hijo Max que no se metiese en la pelea entre sus pilotos Nico Rosberg y Lewis Hamilton en la lucha por el título. El máximo responsable del equipo campeón no quiere que ningún elemento externo influya en la lucha, y a sabiendas de que el joven Max es muy dado a meterse en todos los charcos, ha puesto la venda antes de la herida.

El dirigente alemán le recordó a Verstappen padre, que también fue piloto de Fórmula 1 en los 90, que actitudes como la de su hijo son muy peligrosas. Le puso de ejemplo lo ocurrido en las primeras vueltas de la carrera de México, cuando el de Red Bull se puso en paralelo a Rosberg y estuvo de echarle de pista o de provocar un accidente. "Sólo quería decirle a su padre, al que conozco desde hace mucho tiempo, que sería una lástima que Max interfiriera en la lucha por el título por una maniobra sin pensar", explicó Wolff en 'Auto und Motorsport'. "Max confía en su padre al máximo y es el único al que escucha de verdad. Ahora hay muchas noticias negativas en torno a él y no se lo merece. Si decide el campeonato por un accidente con Nico o Lewis, esa imagen negativa aumentará, y yo sólo quiero que se dé cuenta de ello", argumentaba.

La reacción desde Red Bull no se ha hecho esperar. Nada más trascender esta noticia, han exigido al máximo responsable de Mercedes que no vuelva a intentar influir en la actitud de sus pilotos, y que si tiene algo que decir, lo haga cara a cara, y no con una llamada a alguien externo al equipo, como es Jos Verstappen. "Si el señor Wolff quiere algo de nosotros, que se ponga en contacto con la gente de Red Bull y no con su padre. Nunca he visto semejante intrusión. Llamar al padre de un piloto para manipularle es algo lamentable", estalló Helmut Marko, responsable deportivo de Red Bull.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de SPORTYOU

image beaconimage beaconimage beacon