Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Messi destroza a su creador Guardiola

SPORTYOU SPORTYOU 20/10/2016 Marc Fuster
Messi destroza a su creador Guardiola © Getty Images Messi destroza a su creador Guardiola

En el fútbol no existe un entrenador que conozca mejor a Leo Messi que Pep Guardiola. El de Santpedor evolucionó al argentino y le convirtió en el mejor jugador del planeta en cinco ocasiones, tres de ellas a su lado. El Manchester City les volvía a enfrentar y el azulgrana ha fulminado con un hat-trick a los ingleses.

Durante un tiempo, el Camp Nou fue el sitio en el que Messi y Guardiola crecían de la mano. Ambos maravillaron al mundo con un fútbol exquisito y los éxitos de uno eran el trabajo del otro y viceversa. El catalán cogió a un jugador aún inmaduro y joven con 21 años pero con un potencial descomunal y le dejó a hombros de un equipo que cabalgaba hacia la gloria con 14 títulos a su espalda. Su relación se truncó en lo profesional cuando Guardiola decidió partir pero éste ya había creado a un monstruo, un jugador capaz de decidir partidos como y cuando quiere.

La primera vez que lo comprobó en el lado contrario fue hace poco más de año y medio cuando el catalán volvía por primera vez a enfrentarse al Barcelona. Su Bayern de Munich sufrió la mano de Leo Messi y tras 70 minutos de control, al argentino le bastó con enchufarse en los minutos finales para dejar la eliminatoria sentenciada en la ida.

En su segundo reencuentro, el '10' no tardó ni tan siquiera 20 minutos para abrir la lata. Messi volvía a batir una defensa de Guardiola sin casi despeinarse tras regatear a Claudio Bravo y marcando a placer. De esta manera definía Luis Enrique el primer tanto de Messi: "Hemos visto la capacidad que tiene para jugar como si estuviera en el patio del colegio. Cualquier otro temblaría. Si algo se puede esperar de Messi, es esto. Y además se ha puesto nervioso cuando le han dado un regalo en el primer gol", ha asegurado en un tono irónico.

Al azulgrana le ha bastado con ser decisivo sin la necesidad de ser preciso en el pase como lo suele ser habitualmente -por debajo del 60% en acierto en sus 33 envíos entregados-. La expulsión de Bravo le ha dado alas para acabar de destrozar a un equipo que aún está en proceso de creación. Con la entrada de Willy Caballero, dos latigazos más suyos han puesto el 3-0 en el marcador que podría haber sido más si hubiera decidido tirar el penalti que él mismo ha provocado tras una jugada de malabarista. La cesión de la pena máxima ha acabado en fallo de Neymar que minutos más tarde enmendaría para poner el 4-0 final en el marcador.

De esta manera, Messi ha vuelto destrozar a su creador, al hombre que le puso de falso nueve e hizo de él un ser imprevisible por dentro, dando el pase decisivo. El argentino no entiende de pasado cuando se calza las botas para saltar al césped y Guardiola ha vuelto a sufrir a su mejor creación.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de SPORTYOU

image beaconimage beaconimage beacon