Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Mikel Rico: "Hemos hecho una temporada perfecta"

MundoDeportivo.com MundoDeportivo.com 18/05/2014 Iñaki Ugalde
© Image MundoDeportivo.com

El todoterreno de Arrigorriaga se ha ganado el cariño y el respeto de la afición del Athletic en su primera temporada en Bilbao. Mikel Rico, el mejor fichaje del club bilbaíno en esta campaña que concluye hoy en Almería, repasa sus vivencias como león.

¿Cómo califica la temporada del Athletic?

Excelente. Al final no es entrar en Champions, sino meterte de la manera que lo haces: 69 puntos a falta de una jornada, posibilidad de ser el mejor cuarto de la historia, conseguir la Champions después de tantos años, un papel más que digno en la Copa. La temporada ha sido muy buena.

¿Creía posible al inicio terminar cuartos en la tabla al final?

En el momento que arrancas, bien además, estás en zona europea y ves que Sevilla y Valencia no estaban del todo finos; pues dices 'hay una cuarta plaza que si seguimos a este nivel podemos optar a ella'. Está claro que para nada era el objetivo inicial; pero una vez que pasan las jornadas, la Liga es la que te va marcando el objetivo.

¿Le daba cierto temor venir a Bilbao viendo lo que había sufrido el Athletic la temporada anterior?

Para nada. Era un cambio a mejor deportivamente. Pensaba que haciendo las cosas medianamente bien, podíamos estar peleando por Europa. En ningún momento pensé que íbamos a estar en mitad de tabla o que íbamos a sufrir. Venía de sufrir dos años con el Granada y mi nuevo objetivo era otro: meternos ahí arriba.

¿Cómo califica la temporada a nivel individual?

Empecé bastante irregular, alternando partidos buenos con otros bastantes malos. Los goles que hice sí me dieron esa confianza de coger un poco más protagonismo, de sentirme importante, de soltarme un poco... Hasta la lesión he estado a buen nivel. Después he idoun poco renqueante y me ha costado un poco más. Mi temporada, en definitiva, ha sido buena, como la del resto del equipo.

¿Habla de la lesión del día de Levante?

Sí, la del tobillo.

¡Pero se recuperó pronto!

Me recuperé pronto, pero… Íbamos al Camp Nou, nos venía el Sevilla, Vallecas y después de estar todo el año ahí quieres estar, fuerzas y voy arrastrando unas pequeñas molestias, pero soportables. No por eso he estado peor, pero sí te impiden un poquito.

¿Tendrá trabajo extra para el verano?

No creo. La idea es descansar, desconectar y venir a tope.

Me hablaba de su mal arranque. ¿Es achacable a la incertidumbre de saber si iba a poder salir o no de Granada para fichar por el Athletic?

Más que a la incertidumbre, a la manera de entrenar. Estuve apartado, Siqueira y yo entrenamos solos, me costaba un poco estar a mi nivel… El cambio en cuanto a vestuarios, compañeros y club fue muy fácil, porque aquí todo es muy fácil al llegar, pero sí me costó un poco más esa presión de jugar en el club en el que siempre había querido jugar, del que eres aficionado, de que toda mi familia y amigos son del Athletic, de jugar en San Mamés, de jugar delante de todos ellos… Ahí sí que noté un poco la presión, al principio.

Menos que en Granada y Huesca, pero 33 partidos de Liga en su debut como león...

Los últimos años he jugado mucho. Las dos primeras jornadas de esta Liga no estaba ni aquí ni en Granada. He tenido la suerte de tener continuidad, de que me respeten las lesiones un año más y de poder gozar de minutos y partidos, que es lo que todos queremos.

Debut en el Bernabéu, primer año en el Athletic y Champions… ¡Menudo estreno!

Si me pongo a mirar atrás, la verdad es que es bonito todo lo que me ha pasado esta temporada. Ya no sólo venir; sino el año que ha hecho el equipo, que nos metamos ahí arriba, todo el año disfrutar, que no hayamos tenido un momento malo… En ese sentido: este año, junto a los dos del ascenso con Granada y Huesca, ha sido el que más a gusto he estado.

¿Cinco goles es una cifra buena para Rico?

Sí. Yo no me muevo con esas cifras. Meter cinco en Liga, dos en Copa, hacer un doblete en un partido… Ese tipo de cosas no creo que se repitan (entre risas).

¿A qué lo achaca?

A que Valverde le pide mucho a esa segunda línea llegar y llegar. Ander ha subido su cifra, Iker, Susa se mueve por esa ficha… La gente de segunda línea ha hecho sus goles y habrá que seguir así.

¿Sabe que lleva casi una vuelta sin marcar?

Hice cinco goles en la primera vuelta y la verdad es que no esperaba hacer otros cinco, pero alguno más sí, la verdad… No considero que mi trabajo sea mejor o peor por los goles, sino por otras cosas

¿El mejor partido de la temporada del Athletic?

Barcelona en San Mamés. Me gustó.

¿Su mejor gol?

El primero contra el Betis en Copa.

¿El partido más difícil?

Elche, en casa. Me acuerdo que Ernesto me quitó en el descanso, primera parte horrorosa, perdía todos los balones, venían balones y se me nublaba la vista, no veía nada, lento… Partido para olvidar.

¿Mejor momento de la temporada?

Igual me quedo con el partido ante el Sevilla antes que con Vallecas. Era el partido en que podíamos perder la cuarta plaza y la manera en la que respondió el equipo fue brillante.

¿El peor momento de la temporada?

Tampoco ha habido porque no hemos perdido dos partidos seguidos en todo el año. No sé. Quizás la eliminación en Copa porque lo tuvimos cerca.

¿Mantiene que Iraola es el jugador con el que más calidad ha jugado?

Lo repito. Le mandas un melón, que con cualquier otro es pérdida y contra, y él te baja un pase. Lo hace tan bien y fácil que parece que no tiene mérito. Yo armaría una traca de la hostia. Es el jugador con más calidad de los que yo he jugado.

¿Le ha sorprendido algún otro compañero más?

Sí, muchos. Es fútbol y más o menos conoces a todos. Desde dentro pocos engañan… Itu, Ander, Muni, Ibai...

¿Se cuida de manera especial?

No, no. Como normal. Algún día, eso sí, me permito algún exceso.

¿De qué tipo?

Ir a un Burger King o a un McDonald's, una noche de Champions cenar con una pizza y una Coca Cola, cosas así. Luego, sí es verdad que tengo una vida tranquila, una vida familiar y ahora mismo estoy en un momento feliz de mi vida. La vida que llevas fuera trasciende dentro del campo. Por suerte no me lesiono mucho.

¿Le ha cambiado mucho la vida?

Sí. Al final el Athletic es un sentimiento, una filosofía diferente… He notado a la familia más implicada, más relación, mayor comunicación… Por la calle la gente es muy respetuosa.

¿Y su hijo ya dice Athletic?

Tiene tres años y Athletic sí dice. Alguna palabra en euskera, los números… El fútbol de momento no le gusta mucho porque cada vez que falto un par de días lo relaciona con que me voy al fútbol

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Mundo Deportivo.com

image beaconimage beaconimage beacon