Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

'Purito' se despide del Giro

MundoDeportivo.com MundoDeportivo.com 15/05/2014 Mundodeportivo.com
© Image MundoDeportivo.com

Lo que tenía que ser una opción de victoria parcial para 'Purito' Rodríguez en la abadía de Montecassino supuso su despedida del Giro de Italia. Una montonera en una rotonda previa a la carretera que conduce a la subida de Montecassino, plaza duramente castigada en la II Guerra Mundial, provocó un caos absoluto en la carrera. Caía una fina lluvia y Andrey Amador se fue al suelo él solo cuando viajaba en la parte central del pelotón, provocando una violenta caída de cuatro corredores más.

Apenas cincuenta metros más adelante había que superar una rotonda por la parte derecha para acceder a la subida. Y ahí se organizó una más grande todavía puesto que la mayoría afrontó la rotonda por su parte izquierda y se fueron al suelo. 'Purito', Caruso y Vicioso quedaron en el suelo junto a otros muchos. Vicioso se rompió el fémur derecho por varias partes, Caruso sufrió un esguince cervical y un fuerte golpe en la pelvis y 'Purito', con la octava y novena costilla izquierda y el pulgar izquierdo fracturados, dejaron al Katusha en cuadro.

'Purito' llegó a meta ayudado por Gusev a 7'43” de Michael Matthews, que ganó de rosa y que ni en el mejor de sus sueños podía imaginarse reforzar su liderato en un final en alto, aunque la subida no era exigente.
Ninguno de los tres Katusha tomará hoy la salida. Tampoco acabaron la etapa Davide Vilella, Janez Brajkovic y Giogio Cecchinel. La masacre fue considerable y hubo que solicitar ambulancias de repuesto para evacuar a los que no pudieron seguir en carrera.

Los que viajaban en la parte delantera derecha del pelotón se salvaron de la escabechina y, de golpe y porrazo, Cadel Evans se encontró delante con dos coequipiers: Daniel Oss y Steve Morabito. Con ellos, el líder Matthews y sus compañeros Ivan Santaromita y Luke Durbridge, Matteo Rabottini y Tim Wellens. No pararon y siguieron a fuerte ritmo hacia la meta. Nada que reprochar: BMC tiraba del pelotón en el momento de las dos montoneras y las caídas forman parte de este deporte.

Por atrás se organizaron a medida que los gregarios comprobaron que tenían líderes de los que tirar. Los Movistar fueron los primeros al ver de pie a Nairo Quintana, que se fue al suelo sin más consecuencias que un golpe en el glúteo y heridas leves en codo y rodilla derecha, lo propio hicieron los Omega cuando vieron que Rigoberto Urán, renqueante pero entero, reanudaba la marcha y también los AG2R al ver a Domenico Pozzovivo ileso.

Hacía poco más de un kilómetro que la fuga de cuatro, todos de equipos invitados a la carrera (lo cual dice mucho de su pundonor), habían sido neutralizados. Iba el pelotón entero, con las orejas tiesas, tratando de colocar lo mejor posible a suus líderes al inicio de la subida, cuando se produjo el desastre. Llama la atención que tanto en Bari como en Viggiano a la que empezaba a llover el asfalto se convertía en una pista de patinaje. Ayer ocurrió lo mismo.

Nairo Quintana argumentaba, tras felicitarse de no haber tenido que ir al hospital, que “en esta zona llueve muy poco y cuando lo hace la carretera se convierte en una jabonera y en estas condiciones es muy difícil controlar la bicicleta yendo a más de 60 k/h. Tengo golpes por todo el cuerpo pero nada grave y debo agradecer a mis compañeros, que se han vacíado para que perdiese el mínimo tiempo posible”. Urán, que salió con 'chapa y pintura' explicaba que “la caída se produjo en la parte delantera y afectó a todos los jefes de fila menos a Evans".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Mundo Deportivo.com

image beaconimage beaconimage beacon