Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Ricky Rubio viajará a Los Ángeles para mejorar su juego ofensivo

MundoDeportivo.com MundoDeportivo.com 08/05/2014 José Ignacio Huguet

Ricky Rubio ha empezado ya sus vacaciones en España una vez finalizada suu temporada NBA pero no tardará en volver a centrarse en el baloncesto. El base de El Masnou regresará dentro de unas semanas a Estados Unidos para trabajar junto a un especialista en la mejora de sus habilidades ofensivas, tanto en lo que se refiere a penetraciones a canasta como su mecánica y selección de tiro. El base se pasará el mes de junio en Los Angeles y después volverá a España para estar presente en la sexta edición de su Campus, que ayer presentó en Barcelona y que tendrá lugar del 6 al 12 de julio en Amposta (Tarragona).

"Me hace mucha ilusión aunque me hace sentir viejo pues habrá chavales de 16 años a los que conocí cuando tenían diez", bromeaba ayer en la rueda de prensa que tuvo lugar en la central barcelonesa de MRW.

El base de 23 años ha vivido una temporada agridulce, en la que los Timberwolves han seguido creciendo pero sin llegar a entrar en playoff. A nivel individual ha vuelto a destacar en recuperaciones y asistencias ( segundo y cuarto de toda la NBA) pero ha flaqueado en su porcentaje de acierto en el tiro, un mejorable 38%. "Jugar los 82 partidos como titular es algo de lo que tengo que estar orgulloso. Faltaría ser un poco más regular, en el sentido de la anotación aunque en partidos he estado bien, y también defensivamente, porque hay bases que están anotando muchísimo y hay que pararles", explicaba ayer.

Además de intentar mejorar en ataque, Rubio intentará aprovechar este verano para ganar algo de musculatura, tanto en el tren inferior –y así olvidar por completo la grave lesión de rodilla de hace dos años– como en el superior. Es una petición de los propios Timberwolves. "Me han pedido tener un poco más de músculo, y mejorar el tema ofensivo en tiro y selección de tiro", admitió.

Ricky es un fijo de la Selección en la Copa del Mundo que se disputará este verano en España. "Jugar aquí no supone más presión sino más ilusión", señaló. El base de 23 años asegura tener "la confianza de que podemos ganar a Estados Unidos" aunque precisó que "hay muchas selecciones que pueden plantar cara a Estados Unidos y a nosotros, no se puede dar por hecha esa final"

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Mundo Deportivo.com

image beaconimage beaconimage beacon