Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

San Mamés, toda una garantía

MundoDeportivo.com MundoDeportivo.com 13/05/2014 Alberto García
Photo © Image MundoDeportivo.com

El Athletic abrió esta temporada una nueva página con el primer partido en el nuevo San Mamés. Una nueva fecha histórica, la del 16 de septiembre de 2013. El primer gol fue del Celta, parecía un mal augurio, pero los leones remontaron y vencieron por 3-1. Un símbolo del restablecimiento del fortín en casa, un adelanto de lo que vendría después del sufrimiento del curso anterior. Los rojiblancos han hecho de su feudo el campamento base para la ascensión hasta la cuarta plaza, hasta la Champions. Cierran su balance local en Liga con 13 victorias, 4 empates y 2 derrotas.

El nuevo campo ya ha vivido sus clásicos contra Barça y Real Madrid, con triunfo y empate. Remontadas como la citada ante el Celta, el Betis, Levante o Valladolid. Goleadas como las de antes como el 6-1 al Almería o el 4-0 al Granada. El primer derbi, el de la Real del domingo, ya que contra Osasuna se jugó en Anoeta porque las obras aún no permitían abrir el escenario. Los de Valverde han puesto el listón muy alto a los visitantes. Con su juego y con su artillería. Siempre han anotado en casa, al menos, un tanto. Algo que persiguieron en la despedida. "Queríamos meter un gol a toda costa", admitió Mikel Rico, uno de los que han aportado para la causa. Han sumado 42 dianas, con una media de 2'21 por choque.

Con la mudanza siempre existen dudas de cómo se sentirá uno en su nueva casa tras muchos años viviendo en otra. En este caso, cien años en La Catedral. Se añadía la particularidad de jugar en un campo sin terminar, con una lona cubriendo un fondo. Pero los elogios se han ido sucediendo a lo largo de la campaña, por parte de los rojiblancos y de los visitantes. Iraola, el segundo capitán, resumía la sensación que queda tras el primer curso. "Había cierto temor por si el cambio de campo generaba un déficit de puntos, pero ha sido todo lo contrario. Son unos números espectaculares", subraya. Balenziaga se felicita porque San Mamés ha sido "un fortín en el que hemos sacado una barbaridad de puntos". Acústica, presión, unión y triunfos.

Esta estadística todavía cobra más valor cuando se compara con la tarjeta del equipo en casa la pasada temporada, en la que se ganaron ocho partidos en el viejo San Mamés, se perdieron otros tantos y se empató en tres ocasiones. El cambio es radical. El Athletic acabará la Liga en la cuarta posición y sus números caseros refrendan esta situación. Sólo el actual líder, el Atlético de Madrid, y Real Madrid, con 15, y Barça, con 16, superan los 13 triunfos de los leones. Los colchoneros son los únicos que tienen a cero el casillero de derrotas en su campo.

Dos estrenos, derbi y Celta

El Athletic disputó su primer encuentro de Liga del curso como local de prestado. Fue un derbi. Ante Osasuna en Anoeta. A pesar de eso, los bilbaínos ya comenzaron a marcar tendencia con un 2-0, con goles de Arribas en propia puerta y De Marcos. Este capítulo de duelos vecinales se cerró el domingo con el empate a uno con la Real, con tantos de Muniain y Agirretxe. La despedida por esta campaña. Así las cosas, la inauguración oficial del nuevo San Mamés tuvo lugar contra el Celta. Charles abrió el marcador, replicaron San José -el primer león en ver puerta en este campo-, Iraola y Beñat. Y Santi Mina hizo el 3-2.

Sin caer ante Barça y Madrid

Valencia, el primero en arañar algún punto, y Villarreal abrieron la cuenta de rivales de entidad, en la pomada europea. Empate a uno y victoria (2-0). Aunque el primer clásico llegó con el Barça (1-0) con gol de Muniain. Desde entonces, el 1 de diciembre, los rojiblancos han mantenido su cuarta plaza. El 2 de febrero aterrizó el Real Madrid (1-1). Un golazo de Ibai Gómez equilibró el inicial de Jesé. El Sevilla, en un duelo directo por el pasaporte a la Champions, hincó la rodilla (3-1) con los tantos de Susaeta, Muniain y Herrera.

Primera derrota, el Espanyol

La primera derrota liguera llegó contra el Espanyol (1-2), el 16 de febrero. Era el choque número trece como locales. El gol de Gurpegi no sirvió ante los de Sergio García y Colotto. El otro encuentro que los de Txingurri han perdido en casa es el de finales de marzo frente al Atlético de Madrid (1-2), con una diana inicial de Muniain, anulada por las de Diego Costa y Koke. Los colchoneros repetían suerte tras haberse llevado también el triunfo en la Copa con el mismo resultado.

Tres resultados de antaño

Los bilbaínos han logrado en San Mamés tres goleadas como las que reflejaban las crónicas de antaño.Frente a Almería (6-1), la primera del lote, Valladolid (4-2) y Granada (4-0). También se sumó un resultado contundente ante el Málaga (3-0) y se le hicieron tres goles, aunque con marcadores más ajustados, a Celta (3-2) y Sevilla (3-1) en aquella especie de final. El triunfo (0-3) en Vallecas casi se podría considerar como otro más en casa, sería ese 14 que no ha llegado, con más de 5.000 aficionados rojiblancos en la grada. De celebración.

No se pudo bajar el telón con victoria en casa, fue un empate, pero nada empaña la gran temporada del Athletic en general y, sobre todo en casa, donde ha recaudado 43 de los 69 puntos que acumula, lo que supone un 62'31% del total. Se marchan los leones a los sones del himno de la alegría, que para ellos es ahora un himno de la Champions que ya esperan escuchar en vivo. Por supuesto, haciendo valer el 'factor San Mamés' desde esa previa que, como lanzó Iraola, "en cuanto nos despistemos ya está aquí". Toda una garantía

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Mundo Deportivo.com

image beaconimage beaconimage beacon