Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Vela y Griezmann, dos ogros para un Granada muy necesitado

AS AS 05/05/2014 Antonio Gallardo

Su mala cabeza en casa tiene al Granada aún en el barro. Sus disparos al aire ante Levante y Rayo le obligan a salir más que exigido esta noche en Anoeta. Y sin su jugador franquicia, Brahimi, por una absurda y dolorosa expulsión. Alcaraz mantiene la fe. Pero su equipo debe dar un paso al frente. La soga del descenso aprieta, los rivales han roto a sumar en el sprint final de Liga y el margen de error se extingue.

Hace un año, los rojiblancos se plantaron en Donosti en una situación más delicada y arañaron un empate a un rival en plena batalla por una plaza de Champions. Los objetivos de la Real son menos ambiciosos a día de hoy. Y este Granada, aun sin Siqueira y Mikel Rico, presenta mejores maneras que el de entonces. Los de Arrasate tienen garantizado el billete para la Europa League. Pero entre la quinta y la séptima plaza hay dos eliminatorias previas de diferencia. Ahí está el acicate txuri-urdin. Aunque ninguna situación de mayor necesidad que la lucha por la supervivencia.

Riki hará de Brahimi. Pegada para suplir la magia del argelino. Piti y El Arabi completarán un ataque que entró en barrena hace ya unas semanas y que necesita recuperar la puntería para espantar el fantasma de Segunda División. Las bazas realistas serán las de siempre, su vertiginoso frente y su desparpajo, amén de la ausencia de presión. En Los Cármenes aún no han olvidado el festín que se dieron Zipi y Zape, Vela y Griezmann, en la primera vuelta. Ellos, dos ogros disfrazados de futbolistas, hurgarán en la herida de un Granada azotado por las urgencias. SOS en Anoeta.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de AS

image beaconimage beaconimage beacon