• El salario medio mensual creció en 2018 hasta los 1.944,4 euros, según los datos que ha publicado este viernes el INE.
  • Esta cifra supone un avance del 2,9% respecto a 2017 y la mayor subida de los sueldos desde el estallido de la crisis hace una década.
  • El INE ha dividido a los asalariados en 3 categorías según su nivel de sueldo, pero también hay diferencias en la evolución salarial entre distintas actividades, rangos de edad, sexo, nivel formativo, antigüedad, tipo de contrato o comunidad autónoma de procedencia.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Puede que los sueldos en España no estén subiendo tanto como el precio del alquiler, por ejemplo, pero los últimos datos oficiales publicados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística muestran que la remuneración de los asalariados sigue al alza mientras la inflación avanza a un ritmo más bajo, lo que implica que se está recuperando poder adquisitivo.

De hecho, el Decil de salarios del empleo principal de la Encuesta de Población Activa correspondiente a 2018 revela que el salario bruto mensual medio ha crecido un 2,9% respecto al año anterior hasta alcanzar los 1.944,4 euros, algo más de 55 euros que en 2017. Mientras, el IPC experimentó el ejercicio pasado un incremento del 1,2%, tras moderar sus avances a final de 2018 por el abaratamiento de los carburantes.

Leer más: Los salarios en España no se han recuperado todavía de la crisis: así han evolucionado los sueldos en los países de la UE entre 2009 y 2018

Además de superar a la inflación, el alza de los salarios en 2018 es su mayor revalorización interanual en los últimos 10 años, es decir, desde el estallido de la crisis económica en 2008. Y todo ello, a pesar de que la subida de los sueldos públicos y del salario mínimo interprofesional, que se aprobaron el año pasado, no entraron en vigor hasta 2019 y no están reflejadas en este dato.

INE

Por su parte, el salario mediano, que reparte equitativamente los sueldos más bajos y los más elevados, ha subido 52 euros, un 3,27%, respecto a 2017 hasta situarse en los 1.642,3 euros. Sin embargo, para ofrecer una imagen más completa de la remuneración que cobran los trabajadores, el INE ha segmentado estos datos a través de criterios de nivel salarial, sector, edad, sexo, formación, antigüedad en la empresa, tipo de contrato o comunidad autónoma de residencia.

Además, los datos difundidos este viernes por el organismo estadístico reparten a los más de 16,2 millones de asalariados que había al cierre de 2018 en 10 categorías o deciles según su sueldo. No obstante, para facilitar el análisis, el INE se centra en 3 categorías: la zona baja, que agrupa los 3 primeros deciles, con un sueldo bruto menor de 1.260,9 euros; la zona intermedia, entre 1.260,9 y 2.187,2 euros; y la zona alta, con los 3 segmentos que superan esa última cantidad.

Si quieres conocer cómo ha evolucionado tu salario con los de tu mismo sexo, edad, rama de actividad o lugar de procedencia, estas son las 6 claves que explican la mayor subida del salario medio desde la crisis.

Persiste la brecha salarial entre sexos

La persistencia de esta disparidad entre hombres y mujeres se explica en con 2 datos: el 41,1% de las mujeres cobró en 2018 un salario inferior a 1.260,9 euros frente a un 19,7% de hombres, mientras que más del 35% de trabajadores varones superaron los 2.187,2 euros, una cota que solo alcanzaron un 24,5% de las mujeres.

Leer más: España es el segundo país donde más ha aumentado la brecha salarial

Mientras, un 15,6% de las trabajadoras cobra 748,7 euros al mes o menos, un porcentaje que más que triplica al de hombres en la misma escala salarial. Subiendo al peldaño más alto en remuneración, por encima de 3.441,9 euros brutos mensuales, solo encontramos a un 7,4% de trabajadoras, 5 puntos menos que la proporción de hombres con los salarios más altos.

Además, el salario medio de las mujeres en 2018 creció un 2,38% interanual hasta los 1.708,4 euros al mes, mientras que el de los hombres alcanzó los 2.161,3 euros, lo que supone un 3,38% más que en 2017. El INE atribuye esta desigualdad a las mujeres "trabajan a tiempo parcial, con contratos temporales y en ramas de actividad menos remuneradas en mayor proporción que los hombres", factores que también determinan un salario más bajo.

La mitad los menores de 25 años cobra 1.046 euros al mes o menos

La edad también es un factor decisivo para situarse en la escala salarial, como es habitual. Sin embargo, es llamativo el dato de que el 49,9% de los menores de 25 años son, como mucho, mileuristas en términos brutos y por un margen muy escaso. Mientras, apenas un 1% de ellos supera los 2.674,7 euros brutos mensuales, un rango en el que se sitúa el 26,5% de los mayores de 45 años y el 27,3% de los que rebasan los 55 años.

INE

La gráfica anterior muestra hasta qué punto los más jóvenes copan los rangos de sueldo más bajos, mientras el resto de grupos de edad se muestran más igualados en su reparto. Además, el salario medio bruto crece a medida que aumenta la edad, desde los 1.091,7 euros mensuales de los menores de 25 años a los 2.205,6 euros de los que superan los 55.

Un 41% de trabajadores con formación superior cobra menos que el salario medio

De forma completamente diferente a lo que sucede con la edad, un mayor nivel formativo no garantiza en absoluto una mayor remuneración. Así, un 41% de los asalariados que cuentan con formación superior cobran menos de 1.871,3 euros, frente a un salario medio de 1.944,4 euros, mientras que un porcentaje equivalente de los que cuentan como máximo con educación secundaria está por debajo de los 1.200 euros.

Sin embargo, el nivel educativo sí supone un requisito de entrada en los rangos más altos en la mayoría de los casos. El 48,7% de los asalariados con titulación superior, incluyendo un doctorado, recibió más de 2.187,2 euros al mes, en tanto que menos de un 20% de los que cuentan con estudios medios y un 11,1% de los que tienen un nivel de formación básica ha alcanzado ese sueldo.

El contrato indefinido puede suponer más de 700 euros más que el temporal

Hay varios factores de la situación laboral dentro de la empresa que son decisivos para el sueldo. Como es fácil deducir, los contratos indefinidos suponen más remuneración que los temporales, con más 734 euros de diferencia entre los salarios medios de ambas categorías. Además, casi la mitad de los temporales cobró menos de 1.260,9 euros en 2018, frente al 23,4% de los asalariados indefinidos.

Esa diferencia también es clave para los trabajadores a tiempo parcial, de los que un 88,8% ganaron menos de 1.260,9 euros mensuales y apenas un 1,3% se embolsó más de 2.187,2 euros. De forma similar, también es un factor la antigüedad, y los datos del INE muestran que un trabajador con 10 años de servicio en una misma empresa cobra de media 1.100 euros más que uno que lleva 1 año.

Leer más: 10 años después de la caída de Lehman Brothers: así ha quedado tu bolsillo

Tampoco hay sorpresas al comprobar que los salarios crecen a medida que sube el escalafón. Sin embargo, hay que destacar que en 2018 los salarios medios de directivos y gerentes bajaron 53 euros respecto a 2017, hasta 4.102 euros, siendo los únicos que no crecieron respecto al año anterior junto a los técnicos de apoyo y los militares.

Los sectores energético y financiero ofrecen los salarios más altos

Por sectores de actividad, el empleo doméstico, la hostelería y las 4 ocupaciones del sector primario, agricultura, ganadería, pesca y silvicultura, son en las que más abundan los sueldos bajos, con medias mensuales de 750,2, 1.235,1 y 1.249,8 euros, respectivamente. En el otro extremo, la industria energética, con una media de 3.633,5 euros, y el financiero y asegurador, con 3.350,6 euros.

Además, el 86% del personal doméstico y el 62,4% de los asalariados del sector agrario se sitúan en la zona salarial baja, un fenómeno que el organismo estadístico explica por la mayor proporción de empleos a tiempo parcial y de temporalidad en cada actividad, respectivamente.

Leer más: Esto es lo que cobra de media un enfermero en España: 1.000 euros de salario base, aunque puede aumentar hasta llegar a más de 2.000 euros

Por otra parte, el Estado se refleja como un empleador con buenas remuneraciones, dado que más del 60% de funcionarios supera los 2.187 euros de media de sueldo bruto mensual, un nivel que apenas supera el 22% de los asalariados del sector privado.

Solo Madrid, País Vasco, Cataluña y Navarra tienen salarios medios de más de 2.000 euros al mes

El INE asegura que el tejido productivo de cada comunidad es responsable de las diferencias de sueldos entre distintas autonomías. Eso explica que los mayores porcentajes de salarios de la zona alta se localicen en comunidades fuertemente industrializadas, como País Vasco, con un 43,7% de sus asalariados cobrando más de 2.187,2 euros mensuales, Navarra o la Comunidad de Madrid, ambas por encima del 39,1%.

Mientras, la mayor proporción de salarios bajos se localiza en zonas tradicionalmente afectadas por el desempleo y la deslocalización de empresas, como Extremadura, con un 40,5% de trabajadores cobrando menos de 1.260,9 euros al mes, Andalucía, con un 38%, o Canarias con un 36,1%. Precisamente, esas 3 autonomías concentran los salarios medios más bajos, que oscilan entre los 1.612,3 de Extremadura y los 1.749 de Andalucía.

INE

Las mayores medias mensuales son para la Comunidad de Madrid, con 2.264,6 euros, País Vasco, con 2.241,8 euros, y Cataluña, con 2.067,6

euros, las única autonomías que superan los 2.000 euros de media junto con Navarra, pese a que el salario medio de la comunidad foral es el único que desciende respecto a 2017, junto con el de Galicia y el de Melilla.