Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Dónde se fue la volatilidad? El índice del miedo marca mínimos de 24 años

Logotipo de Bolsamanía Bolsamanía 10/05/2017 Marta Gracia

El mercado está tranquilo. Sin eventos que puedan alterar a los inversores, la volatilidad parece que ha desaparecido. O por lo menos así lo indica el VIX, o índice del miedo, que ha tocado mínimos intradía de 24 años, en los 9,5 puntos y se ha situado por debajo de los 10 puntos, por primera vez en diez años.

El VIX es un índice que marca la volatilidad del mercado esperada del índice S&P 500 durante los próximos 30 días que está implícito en la oferta/demanda de ese índice. El VIX tiene visión de futuro y busca predecir la variabilidad de los futuros movimientos del mercado. Esto está en contraste con la volatilidad observada (o real), que mide la variabilidad de los precios históricos (o conocidos).

De esta manera, en el momento que hay alta volatilidad, el VIX alcanza un cifra elevada, por lo que esta semana, la volatilidad está en niveles mínimos. El acontecimiento que podría haber alterado este índice eran las elecciones de Francia. Si hubiese ganado la candidata de la ultraderecha, Marine Le Pen, el VIX hubiera subido. Sin embargo, la victoria de Emmanuel Macron ha llevado tranquilidad a los mercados.

© Proporcionado por Bolsamanía

Esto, según los analistas de Saxo Bank, ha coincidido con un entorno económico de crecimiento global sincronizado por primera vez en años. EEUU y Europa presentan robustos datos macroeconómicos e "incluso China, cuyo har landing ha sido tan temido por el mercado, también muestra señales de fortaleza". Además, por el lado empresarial, la temporada de presentación de resultados del primer trimestre está contribuyendo al optimismo.

"Todo ello funciona de bálsamo y aumenta el apetito de los inversores por el riesgo. De hecho, consideramos que esta actitud optimista con la renta variable europea y estadounidense se va a mantener en el corto plazo", comenta Peter Garnry, responsable de estrategia en renta variable de Saxo Bank.

Si el índice se encuentra a niveles altos se producen fuertes movimientos en los mercados bursátiles. Estos niveles altos suelen producirse por algún acontecimiento que crea incertidumbre entre los inversores como pueden ser unas elecciones, el Brexit o crisis económicas.

De hecho, el 20 de octubre de 2008, el VIX alcanzó el nivel más alto de su historia en plena crisis financiera, con un nivel de 89,53. El 21 de agosto de 2015, el índice subió con fuerza y se situó por encima del nivel de 28, debido a la crisis en China. Un rebote que se repitió en enero de 2016, por la misma razón, y el VIX subió hasta los 27 puntos.

Después llegó el Brexit, los británicos decidieron salir de la Unión Europea. Una incertidumbre que hizo que se disparase el índice hasta el nivel de 25,76 puntos. El 4 de noviembre, cuatro días antes de que Donald Trump fuera elegido presidente de EEUU, el VIX también subió con fuerza hasta los 22,51 puntos.

La teoría de este indicador es que si el mercado es bajista, los inversores creen que el mercado va a caer, cubrirán sus carteras y por el contrario si los operadores son alcistas no verán la necesidad de protegerse. En definitiva descuenta expectativas en un futuro cercano y en general funciona en sentido inverso al índice.

EVOLUCIÓN DEL ÍNDICE

En los últimos 12 meses, el índice VIX ha caído un 32,12%. Una caída que también se ha registrado en lo que llevamos de año. Desde el 3 de enero hasta el 9 de mayo, el índice se ha dejado casi un 30%. Este martes, el índice ha subido un 1% hasta los 9,88 puntos. Pero la jornada anterior, el VIX se dejó un 7,6% hasta los 9,77 puntos.

Dentro de las causas de este movimiento se encuentran el aumento en los precios de las acciones, buenos resultados corporativos así como menores riesgos de política internacional gracias a las elecciones en Francia y el panorama geopolítico con Corea del Norte.

El mercado europeo también cuenta con indicadores para medir la volatilidad esperada. Los más populares son el VDax y el VStoxx, centrados en el mercado alemán y en el EuroStoxx 50, que han caído un 2,1% hasta los 12,96 puntos y un 2,13%, hasta los 14,09 puntos, respectivamente.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon