Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿A qué hacer caso tras el 'Brexit'? ¿A la bolsa o al mercado de bonos?

Bolsamanía Bolsamanía 05/07/2016 Bolsamanía

La divergencia que han mostrado los bonos y las acciones durante la semana pasada no es saludable para la economía. Los mercados de bonos 'gritan' que la economía mundial se está desacelerando, mientras que los inversores no escuchan esa voz. Entonces, ¿qué se debe hacer?

Después de la caída de Lehman Brothers, las acciones se desplomaron, y volvieron a sus niveles a la semana. El 'Brexit', como se conoce a la salida de Reino Unido de la Unión Europea (UE), no es esta compañía, pero el mercado de valores se está comportando de manera similar. El índice americano S&P 500 se situó un poco más bajo de lo que estaba antes del referéndum de Reino Unido del pasado 23 de junio por el que los británicos decidieron que el país dejara de permanecer a la Unión Europea, pero ya se sitúa de nuevo por encima del valor del día antes de la votación, según The Wall Street Journal.

No obstante, después de conocer el sí al 'Brexit', el rendimiento de los bonos se ha desplomado, incluso cuando las acciones se recuperan. Los titulares de los bonos consideran que los bancos centrales deberían preocuparse por el impacto económico que puede tener el 'Brexit', manteniendo las tasas bajas durante más tiempo. En este sentido, desde el diario se explica que la divergencia experimentada la semana pasada entre los bonos y las acciones "no es saludable". Los mercados de bonos están "gritando" que la economía mundial se está desacelerando, y los accionistas no están "escuchándolo".

LOS ACCIONISTAS GANAN CON EL 'BREXIT'

La esperanza a la que se agarran los accionistas es que serían los ganadores, si la Reserva Federal estadounidense (Fed) se asusta por el 'Brexit' y mantiene las tasas bajas incluso cuando la economía va bien. En el corto plazo, el Brexit puede ayudar a apaciguar los bancos centrales, pero esto no durará mucho tiempo si se hace evidente que a la economía de EEUU no le afectan los problemas de Reino Unido.

Desde que se celebró el referéndum, cuatro sectores del S&P 500 presentan mejores datos que los registrados en la víspera de ese día, aunque los cuatro venden elementos que la población necesita, incluso en malos tiempos. Por tanto, para el diario, esta afirmación es más par defenderse que para apostar por el crecimiento.

© Proporcionado por Bolsamanía

LOS PELIGROS PARA LOS INVERSORES DESPUÉS DEL 'BREXIT'

Además, WSJ apunta tres grandes peligros para los inversores en un contexto 'post-brexit'. Lo primero es que aún puede haber contagio de 'Brexit' en Europa. Italia está siendo observada, ya que el próximo mes de octubre se celebrará el referéndum sobre la reforma constitucional del país. En segundo lugar, a los inversores les puede preocupar la actuación de los bancos centrales.

Así, se mantienen las tasas de interés negativas en Europa y Japón, mientras que la Fed mantiene las suyas levemente por encima de cero. Por último, los gobiernos pueden escuchar los consejos de los bancos centrales sobre suavizar los presupuestos.

Por tanto, unos mayores rendimientos de los bonos, llevaría a unas mayores ganancias para los bancos. Así, es probable que el 'Brexit' no sea Lehman Brothers, pero esta situación de inestabilidad sobre cuando Reino Unido dejará de pertenecer a la UE posiciona a los inversores en una situación complicada.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon