Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿España, como Alemania o Austria?

Bolsamanía Bolsamanía 22/02/2016
© Proporcionado por Bolsamanía

Rajoy ha pasado de la arrogancia autista que ha caracterizado su andadura durante la pasada legislatura –en cuatro años, el presidente del Gobierno no ha buscado un solo consenso con la oposición ni ha prestado la menor atención a las consecuencias sociales de sus por otra parte eficaces recortes económicos- a la enajenación intelectual, es decir, a la ignorancia de la realidad que él mismo está protagonizando. Lo vimos ayer en Bilbao, donde Rajoy, procedente de Bruselas, celebró un acto de Nuevas Generaciones.

El PP del País Vasco, expresivamente airado, puso de manifiesto ante el presidente del partido por boca de Antón Damborenea (presidente del PP de Vizcaya) la indignación que le está produciendo el afloramiento diario de nuevos casos de corrupción, cada vez más graves por que extienden una mancha de aceite más amplia, y exacerbados por el efecto multiplicador que proporcionan a los escándalos las distintas fases de los procesos judiciales en curso. Ante tal declaración, pronunciada en términos muy duros, Rajoy dijo compartir la indignación, para pasar acto seguido a su machacona apología del gobierno tripartito, necesario a su juicio “para no hacer perder más tiempo a los españoles”.

En concreto, Rajoy recordó que en Alemania, la señora Merkel gobierna con los socialdemócratas porque no reunió los escaños suficientes para formar gobierno en solitario, con toda normalidad. Y que en Austria, si ir más lejos, ocurre o contrario: allí gobiernan os socialdemócratas con el apoyo del PP. Este razonamiento ya había sido enunciado por Rajoy el pasado día 18 ante los europarlamentarios populares españoles.

La lógica del líder del PP parece aplastante, pero no deben verlo así ni sus antagonistas políticos que relegan a la fuerza que ha ganado las elecciones a la más absoluta soledad –ni siquiera Coalición Canaria ha hecho esta vez el menor gesto de acercamiento al PP- ni sus propios conmilitones, que ven muy mayoritariamente una utopía irrealizable la gran coalición. ¿En qué falla pues, la ilación argumental de Rajoy?

Es muy sencillo: en Alemania y en Austria los grandes partidos no están corroídos por una corrupción estructural que ha alcanzado a grandes zonas de sus aparatos políticos como le sucede al Partido Popular español, donde agrupaciones muy relevante de la formación política han tenido que ser puestas bajo la tutela de gestoras después de haber protagonizado episodios indignos de expolio masivo de los dineros públicos. Y no se trata de que el PP haya quedado por ello inhabilitado sino de que el PP tiene que efectuar primero una profunda catarsis liberadora, seguida de una intensa limpieza, antes de que los otros actores del panorama político puedan tenderle la mano en actitud cooperativa. Rajoy afirma que ya se ha luchado contra la corrupción, pero esta es una verdad a medias: hoy mismo, la exalcaldesa de Valencia, Rita Barberá, permanece todavía aforada en el Senado para protegerla de no se sabe bien qué amenazas judiciales. Este es el pequeño detalle que olvida Rajoy en sus argumentaciones insistentes sobre la conveniencia de imitar aquí lo que es normal en Europa.

España no es, lamentablemente, como Alemania o Austria. En absoluto.Por eso en este país, cuando de lo que se trata es de regenerar la política, la solución no puede ser una gran coalición a secas. No antes, al menos, de que el PP haya reconocido la gravedad de su enfermedad, la necesidad imperiosa de una terapia de choque y la conveniencia de renovarse íntegramente de pies a cabeza.

Más información:

Anguita a los corruptos: '¿Ahora qué, hijos de puta?

Colau topa con la banca para lanzar su plan estrella de vivienda social en alquiler

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon