Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Qué árbitro pitará el partido de Champions entre Manchester City y Real Madrid?

Bolsamanía Bolsamanía 24/04/2016 Bolsamanía

¿Qué árbitro pitará el partido de Champions entre Manchester City y Real Madrid? El elegido ha sido el turco Cüneyt Çakir, quien será el encargado de arbitrar el primer partido de semifinales entre ambos equipos. El choque se disputará el próximo martes día 26 en el estadio del equipo inglés.

Según ha informado la UEFA y publica Marca, Çakir es un agente de seguros de 40 años con amplia experiencia internacional. Esta misma temporada ya ha arbitrado al Real Madrid en la fase de grupos contra el Malmoe en Suecia, un partido ganado por el equipo español por 0-2.

Çakir ascendió a la categoría Elite de la UEFA en junio de 2011 y ya dirigió al Real Madrid en la fase de grupos de la Liga de Campeones 2012-13 contra el Dortmund (2-2). También arbitró al Manchester City en la Liga Europa de 2011-12 contra el Oporto en un partido ganado por el equipo inglés por 1-2.

EL REAL MADRID SIGUE ENGANCHADO A LA LIGA

El Real Madrid salió airoso de su visita a Vallecas después de imponerse este sábado por 2-3 a un tan atrevido como inocente Rayo Vallecano, que desperdició dos goles de ventaja tras un primer cuarto de hora malo de un rival que tiró posteriormente de su mayor calidad y 'pegada', personificada en Gareth Bale, para remontar y meter presión al FC Barcelona y el Atlético de Madrod.

El conjunto madridista no tuvo una puesta en escena acorde con lo que se jugaba. Zinédine Zidane experimentó quizás pensando en el partido de 'Champions' ante el Manchester City y se vio obligado a empezar a gastar sus 'balas' de épica. Los de Paco Jémez se quedaron sin oxígeno en la segunda mitad y un error de Adrián Embarba acabó por conceder los tres puntos a los visitantes, líderes provisionales a la espera de lo que hagan sus dos rivales, mientras que el conjunto vallecano sigue en complicaciones con el descenso.

© Proporcionado por Bolsamanía

El Real Madrid salió dormido. Al contrario que el pasado miércoles, Zinédine Zidane sí rotó y además los cambios obligados, también dio descanso a Modric, metiendo a un jugador con escasa participación como Kovacic junto a Kroos e Isco, con Jesé jugando arriba con Benzema y Bale, y dejando fuera a Sergio Ramos. La apuesta no le salió nada bien y pese a un lanzamiento afilado al palo del galés al inicio de partido, el Rayo Vallecano arrolló en el primer cuarto de hora.

Así, el conjunto franjirrojo asestó dos mazazos a los visitantes. Primero, Embarba no perdonó cierta dejadez defensiva para rematar un centro de Bebe, apuesta de Paco Jémez por un segundo delantero como Javi Guerra, y sin apenas digerir ese golpe, los locales hicieron el 2-0 en un saque de esquina en el que Miku remachó una prolongación de Amaya.

Los madridistas quedaron noqueados. Sin el equilibrio que da Casemiro, lo que provocó la versión más gris de Kroos, lejos de la ofrecida ante el Villarreal, sufrió en las transiciones de su rival, bien lanzado por Trashorras y que perdonó que la herida fuese más grande. Navas estuvo más ágil que Embarba y el costarricense fue felino para detener un potente lanzamiento de Bebe que elevó aún más a una grada entregada al rendimiento de su equipo.

Sin embargo, con el paso de los minutos, el Real Madrid logró, al menos, hacerse con el control del partido. Benzema y Jesé apenas aparecían y ni Marcelo ni Danilo se asomaban, por lo que Juan Carlos vivía sin agobios y la ausencia de Cristiano Ronaldo se agitaba. Pero el equipo visitante encontró entonces la fortaleza de Bale en un saque de esquina para recuperar opciones, pero se marchó en desventaja pese a otro intento del de Cardiff y la mala noticia de otro problema físico de Benzema.

En directo | Liga BBVA: Rayo vs Real Madrid, Atlético de Madrid vs Málaga y Barcelona vs Sporting

ERROR FATAL DE EMBARBA

Pero el Real Madrid recurrió a su mejor arma, su 'pegada'. El Rayo había alcanzado el descanso agobiado y afrontó la segunda parte igual, porque los de Zidane sí salieron más intensos y fruto de ello lograron el empate de una forma un tanto inesperado con Lucas Vázquez, relevo de Benzema, disfrazándose de Cristiano para cabecear un centro de Danilo.

El equipo madridista era otro y su calidad por fin aparecía sobre el césped de Vallecas. Paco Jémez, fiel a su valentía y pese al sufrimiento de su equipo, fue valiente y metió a un delantero (Javi Guerra) por un centrocampista (Pablo Hernández) y más fuerza en el medio con Iturra. Con todo, Jesé y Lucas Vázquez, tras dos buenas acciones de un Bale con espacios, perdonaron el 2-3.

Y es que a los franjirrojos no se conformaban con ese punto y eso les hacía tomar riesgos peligrosos ante un rival más entonado y con más calidad con la entrada de Modric. Los locales sobrevivían y conseguían aguantar las embestidas del conjunto visitante, que se la jugaba ya el todo por el todo con la entrada de James Rodríguez.

Restaban diez minutos y el Real Madrid no lograba acosar la portería de Juan Carlos como lo había hecho anteriormente. Entonces, Embarba cometió un error en una cesión que fue a los pies de Bale, que sólo tuvo que poner su velocidad para plantarse delante del portero local y mantener el equilibrio sobre la cuerda de la pelea por el título, del que estuvo a punto de volver a caerse al final con un disparo de Miku que fue el último soplo de un rival que aún deberá sudar en su pelea por el descenso.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon