Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Qué pasa con los clientes de ICBC?

Bolsamanía Bolsamanía 18/02/2016 Bolsamanía

El mayor banco del mundo, la entidad china Industrial and Commercial Bank of China (ICBC), está en el ojo del huracán en España. La Guardia Civil irrumpió en la sede en Madrid este miércoles y la operación continúa con sus pesquisas. Sin embargo, no hay clientes alarmados a las puertas del banco.

Según las investigaciones, no estamos ante un banco con un negocio comercial 'al uso' sino que, básicamente, su negocio se fundamentaba en el ingreso de beneficios, que se depositaban en varias cuentas y luego se transferían con apariencia totalmente legal.

Este dinero provendría, presuntamente, del contrabando, y la entidad lo que hacía es facilitar estas operaciones a tramas organizadas. La clave de la investigación, según informa la Cadena Ser, es conocer cómo la entidad generaba tanto efectivo que después enviaba a China.

Tanto la UCO, como la Fiscalía Anticorrupción, el Sepblac y la ONIF (la Oficina Antifraude de la Agencia Tributaria) coinciden en que la mayoría del dinero que se blanqueaba procedía del contrabando, del fraude fiscal y de la explotación de trabajadores. En total, las autoridades españolas creen que el 90% del negocio sería ilegal.

¿PREOCUPACIÓN ENTRE LOS CLIENTES?

© Proporcionado por Bolsamanía

A pesar de esta trama, que provocaría el pánico de los clientes de cualquier otro banco, el ICBC ha abierto las oficinas del número 12 del paseo de Recoletos con total normalidad, según indica El País, que destaca que no había ningún cliente esperando a la puerta. De hecho, el rotativo de Prisa recuerda que cuando Holanda intervino ING en 2008 los clientes se agolparon ante las sucursales de la entidad holandesa, algo que no ha ocurrido ahora.

La entidad ha mantenido silencio durante los últimos días, y ni siquiera ha emitido comunicado oficial alguno en España o en China. Hay que tener en cuenta, informa El País, que la entidad comenzó a operar en 2011 en España con la apertura de una oficina en Madrid y otra en Barcelona, con el objetivo de atender a la comunidad de empresarios chinos que están en España.

Aproximadamente el 90% de los fondos depositados en el ICBC tiene origen chino, pero también ha ganado clientes españoles, la mayoría pequeños empresarios y jubilados con rentas medias y altas, explica El País.

“Yo tengo todo mi dinero aquí, cuatro depósitos, y estoy inquiera aunque no creo que haya que alarmarse”, dice una jubilada que tiene dinero en el banco chino al diario generalista de Prisa. En total, poco más de una decena de clientes ha acudido este jueves a la oficina, casi todos españoles, para preguntar por la situación y sin ninguna señal de preocupación.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon