Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Qué pasa en Cataluña tras el 27S? Así influirá en las elecciones generales

Bolsamanía Bolsamanía 03/10/2015 redaccion@bolsamania.com
© Proporcionado por Bolsamanía

Las elecciones catalanas del 27 de septiembre, lejos de clarificar el panorama político en Cataluña, han arrojado nuevas dudas. Las mayorías no están claras y, previsiblemente, la formación de gobierno se prolongará lo suficiente para entremezclar el asunto de Cataluña con las elecciones generales

Juan Montabes, catedrático de Ciencia Política y de la Administración de la Universidad de Granada, recuerda en declaraciones a Bolsamanía que en estos comicios “el resultado va más allá de la elección de los 135 representantes” que componen el Parlament. Durante la campaña, los partidos independentistas otorgaron al proceso un carácter plebiscitario, mientras que las formaciones contrarias insistían en que se trataba de unas elecciones autonómicas.

Pero todo cambió la noche electoral cuando, a juicio de Montabes, se produjo un “transfuguismo de las posiciones previas”. Desde Junts pel sí reclamaron la victoria en escaños del independentismo (62 de esta lista conjunta de Convergéncia y ERC más otros diez de la CUP). Sin embargo, partidos como el PP, el PSC y Ciudadanos se escudaron en el porcentaje de votos para defender que el independentismo no había llegado al 50% de votos, aunque anteriormente estaban en contra de que la votación se convirtiera en un plebiscito.

EL PRIMER PASO, FORMAR GOBIERNO

El mapa parlamentario que han dibujado las elecciones complicará la formación del próximo gobierno autonómico. Recordemos que Junts pel sí consiguió 62 escaños; Ciudadanos, 25; el PSC, 16; el PP, 11; Catalunya sí que es Pot (Podemos, ICV y EUiA), otros 11, y la CUP, 10 diputados.Con estos resultados, Montabes apunta que en los próximos días la fuerza mayoritaria, Junts pel sí, intentará ganar el apoyo de la CUP.

La lista del presidente catalán en funciones, Artur Mas, se enfrenta a una “dificultad” para hacerse con la mayoría absoluta, ya que aún está por definir “el papel de la CUP”, que ha reiterado que no dará su apoyo si Mas es el candidato para liderar el Gobierno."Las posiciones ideológicas de ERC y CDC tienen muchas diferencias"Si no consiguen convencer a la formación de Antonio Baños para que sus diez representantes apoyen la propuesta en bloque, “necesitan al menos la abstención o el apoyo de dos o tres diputados”, calcula Montabes.

No obstante, recuerda que, tras las elecciones de 2012, la CUP “dividió el voto de sus cuatro diputados”, que decidieron dar su apoyo a opciones distintas.Una vez se consiga formar gobierno, no está claro que el próximo ejecutivo catalán vaya a ser estable. “Las posiciones ideológicas de ERC y CDC tienen muchas diferencias”, recuerda el catedrático, que sitúa al partido de Oriol Junqueras “a la izquierda del PSC” y al de Artur Mas “en el centro derecha, casi derecha”.De este modo, cree que lograr “posiciones comunes más allá de la independencia no es fácil” para las dos formaciones que integran Junts pel sí. “Un acuerdo continuo entre estas dos fuerzas no va a ser fácil”, advierte, por lo que prevé “tensiones y fricciones”. “La estabilidad no está clara”

.EL EFECTO SOBRE LAS ELECCIONES GENERALES

“El otro debate”, que es el “plebiscito independentista”, ha quedado como antes de la convocatoria, es decir, “no se resuelve nada”. Es más, “se va a extender al resto de España” y asistiremos a un “fenómeno de estrabismo político” en el que estaremos “mirando a un lado pero votando otra cosa”."Se va a trasladar a todos los partidos y la posición respecto a Cataluña se va a tratar de utilizar para sacar rédito"Montabes asegura que veremos una “catalanización” de las elecciones generales del 20 de diciembre.

En este escenario, “el papel de cada partido va a tener influencia en el voto del conjunto de los españoles”. “Se va a trasladar a todos los partidos y la posición respecto a Cataluña se va a tratar de utilizar para sacar rédito”, explica.Por otra parte, considera que “sería ilógico que miráramos para otro lado”. Durante el próximo mes, la política se centrará en “si hay mayoría o no en Cataluña”, y “lo que hagan los partidos va a tener incidencia” de cara a las generales.

MÁS EN MSN:

Albert Rivera, en el gobierno sólo si es presidente

Los enredadores del PP

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon