Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Quién sufrirá más daño económico con un Brexit, la UE o Reino Unido?

Bolsamanía Bolsamanía 17/06/2016 Óscar Giménez

La cuenta atrás para el referéndum en Reino Unido ya ha comenzado, mientras los expertos tratan de estimar cuál sería el impacto de la decisión de los británicos en las urnas el próximo 23 de junio. Una ruptura con el proyecto común europeo o Brexit supondría un coste importante para la economía local y también para el resto de la Unión Europea. Aunque el daño económico podría no ser el mismo en ambos casos.

Lo primero que hay que tener en cuenta es el coste político, ya que "habida cuenta de las concesiones realizadas por la Unión Europea a David Cameron en febrero, si Reino Unido decidiese abandonar la Unión Europea el fracaso sería aún mayor. Este hecho también sentaría un precedente simbólico aunque un tanto ambiguo", argumenta Philippe Uzan, director de inversiones en Edmond de Rothschild AM.

Este experto recuerda que "el Brexit crearía una confusión importante y generaría incertidumbre, aunque todo dependerá de las decisiones posteriores". En cualquier caso, el impacto de partido no parece ser el mismo en todos los casos. Reino Unido, que es la segunda mayor economía de la Unión Europea con un 16% del PIB, en comparación con el 21% de Alemania o el 15% de Francia, tiene radicada en el resto de la UE el 44% de su actividad comercial, explica Uzan.

VINCULACIÓN COMERCIAL ENTRE REINO UNIDO Y LA UE

Al otro lado del Canal de la Mancha, la Unión Europea tiene "tan sólo el 8% de sus exportaciones como destino a Reino Unido", aunque "algunos productos intermedios británicos, como los químicos, representan el 15% de las exportaciones totales de la UE", recuerda el director de inversiones de Edmond de Rothschild AM. Así, "parece evidente que la Unión Europea tiene menos que perder que Reino Unido y Bruselas debería, por sus propios intereses, mantener una posición firme", agrega.

No en vano, Reino Unido entrará probablemente en recesión en la segunda mitad del año si hay Brexit, "debido a la elevada incertidumbre que lastraría la inversión y el consumo, posiblemente reforzado por una dura postura inicial de ka Unión Europea, que tratará de que la experiencia de abandonar la UE parezca poco atractiva para otros países", argumenta el economista jefe de SYZ AM, Adrien Pichoud.

UN BREXIT RESTARÁ POTENCIAL AL PIB

El referéndum ha abierto la caja de Pandora de la incertidumbre política y el euroescepticismo, y que podría proseguir incluso si gana la votación la opción de que Reino Unido se mantenga en la UE”, señalan los analistas de AXA IM. Los posibles escenarios futuros van desde “la balcanización de la UE hasta una integración más profunda”, agregan estos expertos.

No en vano, un Brexit no sería baladí para las economías, con un importante coste para el crecimiento. En AXA IM estiman que a largo plazo el deterioro del crecimiento sería de entre un 2% y un 7% para el PIB de Reino Unido, mientras que calculan un impacto negativo del 0,5% del PIB de la zona euro, y para los países del centro y del Este del viejo continente que no están en el área monetaria el coste ascendería a una horquilla entre el 0,3% y el 0,9% del PIB.

¿Y QUÉ PASARÁ EN EL MERCADO?

© Proporcionado por Bolsamanía

La incertidumbre se ha disparado, como se puede ver con el conocido como índice del miedo (VIX), que mide la volatilidad. “Se mueve por encima de 20 puntos, cuando hace poco estaba en torno a los 15 puntos. Esto quiere decir que el mercado anticipa follón para finales de mes”, expone Ramón Morell, analista de ETX Capital.

"Serán 15 días así y sin cambios, salvo que las encuestas en Reino Unido empezasen a ofrecer, de repente, un resultado claramente favorable a la permanencia. Por sentido común parece más sensato contar con la permanencia de Reino Unido en la UE, a pesar de las encuestas. Y esto es así también porque el Brexit sería una especie de shock, de 'cisne negro' para Europa y no se puede diseñar una estrategia de inversión considerando que el 'cisne negro' pasa a ser el escenario central", argumentan en Bankinter.

De hecho, los analistas en general anticipan un movimiento brusco de la libra pase lo que pase el día 23 de junio, que según Morell podría ser de caída del 10% en unos minutos en caso de que haya Brexit, o subir incluso un 20% si Reino Unido sigue en la Unión Europea. La renta variable también es previsible que se vea afectada, tanto el FTSE como el resto de índices europeos incluyendo el Ibex. Aunque la reacción “podría ser más intensa hacia arriba que hacia abajo”, ya que el mercado ha descontado en gran parte este peligro, indica el analista de ETX Capital a Bolsamanía.

© Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon