Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

26J | Seis cosas que debes saber si al final no se forma Gobierno

Bolsamanía Bolsamanía 25/06/2016 Virginia Mora

Las elecciones del 26J se acercan y cada vez son más los interrogantes que surgen en torno a esta nueva cita en las urnas. Los resultados que arrojen las votaciones de los españoles son una incógnita, pero si se cumplen los pronósticos de las encuestas una cosa está clara: los partidos tendrán que pactar para formar Gobierno. Estaríamos así ante una situación similar a la que vivimos tras el 20D, cuando fue imposible llegar a un acuerdo. ¿Qué pasará esta vez si no hay nuevo inquilino en La Moncloa?

En esta ocasión si finalmente no hay nuevo Gobierno las cosas serían diferentes que tras los comicios del 20 de diciembre. Es por ello que hay seis cosas que no se nos pueden pasar por alto y que hay que tener en cuenta si los partidos no llegan a un acuerdo. Esto es lo que pasará:

1. No habrá otras elecciones hasta…

Probablemente 2017. Tomando como referencia lo que ocurrió el 20D, podría haber al menos dos meses de negociaciones hasta que se produzca la primera votación de investidura. Nos situaríamos ya, por tanto, en septiembre. Y si esa votación fracasa, empezaría a correr el plazo de dos meses previsto por ley para formar Gobierno o estaríamos abocados a nuevas elecciones.

El plazo acabaría en diciembre, y si los partidos siguen en sus ‘trece' y no alcanzan un acuerdo, las nuevas elecciones se convocarían para 2017. Serían los terceros comicios en poco más de un año, aunque como recuerda el profesor de Ciencias Políticas y Sociología José Ignacio Torreblanca, y recoge El País, ni siquiera sería una novedad para España. Y es que en nuestro país ya hubo tres elecciones generales entre 1918 y 1920.

2. ¿Qué pasará con los Presupuestos?

Corresponde al Gobierno la elaboración de los Presupuestos Generales del Estado, y a las Cortes Generales su examen, enmienda y aprobación, por lo que si no hay Gobierno tras el 26J no quedará más remedio que prorrogar los PGE de 2016. Eso significa que en 2017 el reparto del dinero será el mismo que este año y las partidas no cambiarán ni un ápice, dado que no se pueden aprobar nuevos Presupuestos estando el Gobierno en funciones como ocurre en estos momentos.

Habitualmente los PGE se presentan antes del parón que suelen hacer las Cortes en época estival, para iniciar el trámite parlamentario al comenzar el curso político en el mes de septiembre. No obstante, esta vez la situación será distinta. Congreso y Senado están disueltos ante la convocatoria electoral, y parece complicado, teniendo en cuenta lo que han dicho los líderes de los partidos políticos, que vaya a haber un nuevo Gobierno poco después de los comicios. Por tanto, lo más probable es que acaben por prorrogarse los PGE de 2016 y si al final se obra el ‘milagro' y los partidos llegan a un acuerdo, el nuevo Gobierno podrá presentar sus cuentas e iniciar el trámite parlamentario correspondiente.

3. No se podrán aprobar nuevas leyes

El Gobierno, al estar en funciones, no podrá aprobar nuevas leyes. En este caso, asume funciones de gestión diaria, limitadas. En concreto, según el artículo 21 de la Ley del Gobierno, en estas circunstancias el Ejecutivo “facilitará el normal desarrollo del proceso de formación del nuevo Gobierno y el traspaso de poderes al mismo y limitará su gestión al despacho ordinario de los asuntos públicos, absteniéndose de adoptar, salvos casos de urgencia debidamente acreditados o por razones de interés general cuya acreditación expresa así lo justifique, cualesquiera otras medidas”. No podrá, por tanto, “aprobar el proyecto de Presupuestos Generales del Estado; presentar proyectos de ley al Congreso de los Diputados o, en su caso, al Senado”. Además, un Gobierno en funciones no puede nombrar ni cesar altos cargos.

© Proporcionado por Bolsamanía

4. El liderazgo de PP y PSOE

Además, si finalmente no hay Gobierno puede ponerse en duda el liderazgo de los partidos tradicionales, PP y PSOE. En el caso del Partido Popular, Mariano Rajoy puede quedar en entredicho si, como vaticinan las encuestas, gana las elecciones pero no logra formar Gobierno, como ya ocurrió tras el 20D. Son pocas las voces que han salido a pedir un cambio de este estilo en las filas del PP, aunque importantes. Entre ellas se encuentra la del expresidente José María Aznar.

Sin embargo, quien más difícil parece tenerlo es Pedro Sánchez. El líder del PSOE ya ha tenido que sofocar varios ‘incendios' en las filas de su partido durante los últimos meses. Su liderazgo ha quedado en entredicho en más de una ocasión y no son pocos los que creen que la presidenta de la Junta de Andalucía y del PP de la región, Susana Díaz, dará un paso al frente si se cumple el ‘descalabro' del Partido Socialista que prevén las encuestas, con el consiguiente ‘sorpasso' de Unidos Podemos. Hay que recordar que la formación tiene pendiente la celebración del Congreso para elegir al líder, que se pospuso sin fecha hasta después del 26J.

5. El Gobierno de cinco años de Rajoy

Si tras las elecciones de este domingo no hay Gobierno, Mariano Rajoy seguirá como presidente en funciones y encadenará cinco años en La Moncloa. Dado que ya han pasado seis meses con el Ejecutivo en funciones y las negociaciones tras la cita en las urnas se antojan complicadas, no es nada descabellado pensar que quizá esta situación se prolongue otros seis meses más y lleguemos hasta diciembre. El dirigente del PP es el presidente que más tiempo ha ocupado el cargo en Democracia sin haber repetido mandato.

6. ¿Se juntarán las generales con las elecciones europeas?

Punes por poco, pero no. Las últimas elecciones europeas se celebraron en 2014, por lo que no toca volver a las urnas para elegir a los miembros del Parlamento Europeo hasta 2018. No obstante, si hay nuevos comicios en España y se retrasan hasta 2017, sólo habrá un año de diferencia entre ambas citas en las urnas. Y en total, los españoles habrán tenido que ir a votar seis veces en cuatro años (las europeas de 2014, las autonómicas y locales de mayo de 2015, las tres generales y las nuevas europeas de 2018).

© Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon