Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Análisis | Los cuatro factores clave para el rumbo de las bolsas en 2016

Bolsamanía Bolsamanía 20/04/2016 Bolsamanía

Steen Jakobsen, economista jefe de Saxo Bank, ha publicado un interesante informe sobre los cambios en el panorama politico-social que atraviesa la economía y su impacto en los mercados. "Por ahora, parece como si la élite política y los creadores de políticas monetarias hubieran comenzado un nuevo consenso “de nada” con el reciente encuentro del G20 en Shanghái, con la promesa de no manipular los tipos de cambio. Sin olvidar, además, la reunión anual del Fondo Monetario Internacional en Washington, que parece estar jugando incluso a atacar a los bajos tipos de interés. Pero ¿qué ha asustado tanto a la clase política y a los banqueros centrales?", se pregunta este experto.

"La frustración y la falta de convicción son dos temas clave para la mayoría de los inversores en los mercados del mundo en estos momentos, y no les falta razón. El índice S&P 500 ha estado negociando en general en un rango entre 1.800 y 2.150 puntos desde 2013. No obstante, parece una fuerte sorpresa si consideramos que no tenemos crecimiento, no hemos visto grandes reformas, no hay productividad, sin inflación y con los tipos de interés más bajos de la historia alrededor del mundo", afirma este experto.

"Una de las consecuencias netas de no tener ningún crecimiento de ingresos y ganancias suaves, es que tenemos que pagar más por cada dólar estadounidense de menos que vemos en los ingresos. Las ganancias empresariales que hemos conocido hasta ahora han sido bastante planas o negativas en el S&P500 desde mediados del verano... y menos ganancias equivale a mayores múltiplos (17,35, para ser precisos)", comenta.

"Esto significa, por supuesto, que los inversores creen que "en el futuro" habrá mejores resultados corporativos; existe la creencia de que finalmente nos alejamos de la recesión en lo que respecta a los resultados empresariales que vemos en la actualidad", concluye.

¿QUÉ NOS PUEDE DEPARAR EL FUTURO?

"Al menos la inflación se está acelerando ¿no? En realidad tampoco. Lo que realmente importa para las empresas es la lectura de precios al productor. El coste laboral unitario está aumentando por encima del índice de precios al productor, que actualmente está cayendo", señala Steen Jakobsen.

"También parece como si la industria estadounidense se está desacelerando significativamente. La economía mundial, vista desde la perspectiva de los políticos, está en el borde de una mayor desaceleración. Sin embargo, otra grieta se está abriendo en el sector bancario, pero ahora estamos siendo obligados a entender que la panacea, según los líderes del G-20, son monedas más débiles", añade.

© Proporcionado por Bolsamanía

BANCOS, DÓLAR, CHINA Y PETRÓLEO: LOS CUATRO FACTORES QUE VIGILAR

"Los bancos lo están haciendo bien por ahora, pero aún están por debajo de los índices principales (y por buenas razones dado el ZIRP, las curvas de rendimiento plana a invertida, y el aumento de la regulación). En última instancia, sin embargo, las grietas se están ampliando en Italia, Grecia y Portugal, mientras que los bancos estadounidenses finalmente han comenzado a tomar mayores amortizaciones en sus inversiones en energía", explica sobre los bancos.

"El dólar-yen (USDJPY) se mantiene bajo presión y una de las reglas de los buenos traders se basa en la media móvil de 12 meses, que es bastante buena de cara a capturar la tendencia. En este par, se indica una mayor solidez del yen y no hay que olvidar que el Banco de Japón se reunirá el próximo 28 de abril".

Sobre el petróleo, comenta que "el fracaso de la cumbre de Doha de este pasado fin de semana para alcanzar un acuerdo con el fin de congelar la producción ha sido una gran decepción, diga lo que diga el mercado. La inflación y los alcistas del petróleo se están quedando sin municiones y si no fuera por las huelgas en Kuwait, los mercados de petróleo habrían visto unas pérdida de 3-4 dólares por barril".

Sobre China, explica que "los esfuerzos de los estímulo de China están mejorando, pero una vez más son principalmente impulsados por el crédito, e incluso en China, sólo podemos gastar nuestro dinero una vez. Lo que esto significa, por supuesto, es que un mayor gasto se traduce en menos gastos en el futuro ... pero la tendencia es clara. China se está moviendo hacia un menor crecimiento de una manera estable, sin dejar nada en el pronóstico (por ahora) para aumentar significativamente la demanda mundial".

© Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon