Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Análisis | Optimismo a estribor

Bolsamanía Bolsamanía 17/05/2016 Antonio Papell

Las encuestas empiezan a apuntar una clara tendencia al alza del PP y, probablemente, también de Ciudadanos, lo que acercaría a ambos a la barrera conjunta de 170 escaños, que se considera el límite a partir del cual es posible la coalición de centro-derecha.

© Proporcionado por Bolsamanía

Al margen de los sondeos, parece claro en el análisis que el acuerdo Podemos-IU, y la amenaza de que esta coalición pueda sobrepasar al PSOE y convertirse en primera fuerza de la izquierda, lo que abriría una gran incertidumbre, tendrá un claro efecto movilizador favorable al PP, al que regresarán los desertores de la formación conservadora que teman la radicalización del panorama político y quieran evitar a toda costa el riesgo de ver a Iglesias al frente del futuro gobierno.

De hecho, en Moncloa se vive un ambiente cercano a la euforia, sobre todo desde que Rajoy ha decidido poner en marcha los preparativos de los presupuestos del Estado para 2017. Los titulares de los Departamentos han recibido el encargo de confeccionar el primer borrador de sus cuentas, ya que en junio, mes en que se ponía en marcha la maquinaria presupuestaria, todo el equipo gubernamental estará lógicamente en plena campaña electoral.

También en Génova la cúpula del partido ha salido del estupor en que se había sumido en los últimos meses, y el optimismo se ha instalado en los pasillos y despachos.

LO QUE TIENE A FAVOR

El PP cuenta, evidentemente, con el apoyo de Ciudadanos, que a su entender será tanto más fácil de conseguir cuanto peor resultado obtenga la formación de Albert Rivera, quien por cierto sigue aludiendo a la conveniencia de que Rajoy se retire para que el PP pueda pactar con otros partidos. Y para conseguir enclaustrar a Ciudadanos, el PP ha comenzado ya una campaña dura de descrédito, que podría sin embargo costarle cara al partido de Rajoy, ya que la entrega sin más de C's al PP es impensable porque supondría la disolución de aquella formación en ésta: Rivera pondrá condiciones, y bastante duras, a una alianza. En los aspectos técnicos, en cambio, el PP ya sabe lo que le exigiría en estas circunstancias Ciudadanos: basta leer el pacto C's-PSOE.

En cualquier caso, si siempre las encuestas retroalimentan el estado de la opinión pública e influyen por tanto en el resultado electoral, esta vez pueden llegar a ser determinantes ya que el seguimiento de la alianza ‘Unidos Podemos' será una referencia clara para el voto de bastante gente: si esta coalición se muestra fuerte y con tendencia ascendente, el voto útil favorecerá al PP.

Antonio Papell

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon