Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Berenberg sacude esta vez a Caixabank: "Es nuestra última opción en la banca española"

Bolsamanía Bolsamanía 24/08/2016 Marco Collado
© Proporcionado por Bolsamanía

El bróker alemán vuelve a señalar al sector bancario español. Si hace unos días era Banco Santander el que se llevaba la mala recomendación de Berenberg, este martes era Caixabank. El banco catalán sigue siendo su “última opción” dentro de la banca española y le otorga el precio objetivo más bajo que la entidad presidida por Jordi Gual ha recibido en el último año.

La banca europea no se encuentra en el mejor momento y Berenberg vuelve a centrar su punto de mira en el sector español. Hace sólo unos días avisaba de que Santander “no está preparado para una regulación más estricta y para la caída de los beneficios”. Ahora pone en la diana a Caixabank. Los alemanes han decidido reducir el precio objetivo de las acciones de la entidad catalana hasta los 1,85 euros, desde los 2 euros anteriores, y reiteran su recomendación de vender.

La causa que subyace a esta recomendación es la caída de los beneficios bancarios, que en el caso de Caixabank, y según Berenberg se acentúan por varias razones. La primera es la que afecta a todo el sector, que son los tipos de interés sobre depósitos negativos establecidos por el Banco Central Europeo (BCE). La segunda es un problema estructural de costes. Berenberg señala a los “generosos salarios” como una de las principales causas de estos elevados gastos y destaca que se necesitarán entre 5 y 10 años para llevar a cabo la reestructuración necesaria. Además, apunta a la rígida regulación laboral española como uno de los principales problemas para llevar a cabo este proceso.

Por otro lado, está la propuesta de adquisición del Banco Portugués de Investimento (BPI) por parte de Caixabank, de la que los analistas del bróker alemán no esperan que se genere ninguna mejora de los beneficios. El próximo 6 de septiembre será clave, ya que los accionistas de BPI decidirán si renuncian al 20% de sus derechos de voto ya que la oferta de compra está condicionada a esta condición.

LOS PRÓXIMOS AÑOS SERÁN DUROS

En las previsiones para todo 2016 y los próximos dos años, Berenberg prevé una estabilización de los beneficios por encima de los 1.000 millones de euros, nivel no alcanzado desde 2010. Para este año estima que el banco ganará 1.126 millones mientras que en 2017 esta cifra se quedaría en los 1.105 millones.

Una de las principales causas por las que ha aumentado el beneficio de Caixabank en los últimos años ha venido de la mejora del margen de intereses, una de las principales fuentes de ingresos de los bancos. A pesar de esto, Berenberg espera un giro en esta tendencia y prevé una reducción para los próximos dos años.

El banco español ha subido un 1,5% este martes al calor del resto del selectivo español y ha cerrado en los 2,339 euros. Sin embargo, en lo que va de año sus acciones caen un 27%.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon