Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Banco de España constata el viraje del mercado hipotecario: el euríbor está perdiendo su trono

Logotipo de Bolsamanía Bolsamanía 29/03/2017 Rubén J. Lapetra

España se sitúa, dentro de la Unión Europea, en el grupo de países en los que la importancia de la financiación a tipo variable (como el euríbor a seis y doce meses) es más elevada, junto a Portugal, Italia e Irlanda, al contrario que en otras economías europeas como Francia, Alemania u Holanda, donde estas operaciones son minoritarias. “No obstante, desde comienzos de 2010 se viene observando en nuestro país una pérdida de peso de los nuevos préstamos, en los que el coste se revisa antes de un año”, constata el Banco de España en un documento sobre la cuestión y avance del próximo Informe trimestral de la economía española.

Según los datos publicados este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE), el tipo de interés medio al inicio del contrato para todas las hipotecas es de 3,38% y el plazo medio es de 22 años. En tanto, el 65,5% de las hipotecas son a tipo de interés variable y el 34,5 % a tipo de fijo. En el caso de las hipotecas sobre viviendas, el tipo de interés medio al inicio es del 3,14 %, lo que supone un descenso del 3,9 % anual y el plazo de 23 años.

Por su parte, en su documento, el Banco de España describe un cambio en la estructura del mercado hipotecario en España, donde tradicionalmente, las adquisiciones de vivienda de los hogares se han financiado de forma mayoritaria con préstamos a tipo variable y, entre ellos, con el euríbor a doce meses como referencia más usada.

La implicación más relevante a más largo plazo del cambio en la estructura del mercado hipotecario es que los costes de financiación de los hogares se hacen menos sensibles a los movimientos en los tipos de interés, limitando de este modo el alcance de los impactos asociados a las decisiones de política monetaria (en particular, de los que discurren a través de los efectos renta de las variaciones en los tipos de interés)”, apunta.

En este sentido, el supervisor considera que se trata de un cambio muy reciente y, dados los dilatados vencimientos de la deuda viva, “su impacto sobre el total de la cartera de créditos es aún muy limitado”. Así, según sus datos, en diciembre de 2016, el 96,6% del saldo vivo de préstamos para adquisición de vivienda en España era a tipo variable y el 85,2% utilizaba como referencia el euríbor a doce meses.

© Proporcionado por Bolsamanía

MÁS CERTIDUMBRE PARA BANCOS Y CLIENTES

Pero, ¿por qué el euríbor ha sido el rey hipotecario en España durante tanto tiempo? “Para los bancos, esta opción tiene el atractivo de ligar las variaciones en los ingresos obtenidos de los créditos concedidos con las de los costes de financiación de sus pasivos (...) Al poder mitigarse el riesgo de tipo de interés, las entidades pueden ofertar vencimientos más largos, con la consiguiente rebaja de las cuotas de amortización que tienen que soportar los prestatarios. No obstante, el hecho de que el coste de la financiación de los préstamos a tipo variable fluctúe a lo largo de la vida de la operación introduce incertidumbre sobre su evolución futura”, responde el supervisor.

En una primera etapa, hasta mediados de 2015, se produjo un aumento de la proporción de los créditos con períodos iniciales de tipos invariables durante uno y hasta cinco años. “Con posterioridad, ha comenzado a crecer el segmento de más de cinco años, en el que se incluyen los contratos a tipo fijo. De este modo, el tramo con revisión inicial de hasta un año ha pasado de representar entre el 80% y el 90% en 2010 a apenas un 50% en la actualidad”, explica.

Según la autoridad bancaria, encargada de velar por el buen funcionamiento del mercado bancario, “esta tendencia hacia un alargamiento de los plazos de revisión de los tipos de interés también se ha observado en otros países de la UEM”, con una "mayor intensidad" en los países en los que dominaba la referencia del euríbor a doce meses como en España, Italia o Portugal. “El cambio observado en la estructura de plazos de revisión de los costes de financiación en las nuevas operaciones de crédito para la adquisición de vivienda en España y en el resto de los países de la UEM ha venido acompañado, en el período más reciente, de una reducción en el diferencial entre el tipo de interés aplicado a los préstamos”, concluye el banco que dirige Luis María Linde.

© Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon