Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El coste económico de la incertidumbre política: desaceleración, paro, subida de la prima de riesgo...

Bolsamanía Bolsamanía 03/02/2016 redaccion@bolsamania.com
© Proporcionado por Bolsamanía

La incertidumbre política en la que se encuentra sumida España tras las pasadas elecciones generales puede pasarle una alta factura a la economía. Los expertos ya apuntan a un principio de desaceleración por esta causa, tras los datos revelados por los últimos indicadores adelantados, que advierten del comportamiento futuro de los agentes económicos. Caída del PIB, paro y subida de la prima de riesgo son sólo algunas de las consecuencias que puede traer el desgobierno.Las consecuencias de la incertidumbre política sobre la evolución de la actividad económica, la prima de riesgo y el desempleo "pueden ser serias"Así lo han avisado los economistas Jesús Fernández-Villaverde (Universidad de Pensilvania) y David López Salido (director adjunto del departamento de Asuntos Monetarios de la Reserva Federal de EEUU) en un estudio del que se hace eco El Confidencial. En él explican que el debilitado contexto internacional, el agotamiento de algunas medidas de estímulo para cebar la demanda, sumado a la incertidumbre política, explican la desaceleración de la economía española, que puede extenderse a los próximos trimestres.Los expertos concluyen que las consecuencias de la incertidumbre política sobre la evolución de la actividad económica, la prima de riesgo y el desempleo "pueden ser serias". En concreto, estiman que la situación política "se puede comer" de 0,4 a 0,7 puntos porcentuales de PIB en los próximos trimestres, y podría suponer también una subida de la prima de riesgo de la deuda pública de 70 puntos básicos frente al bono alemán a 10 años.Asimismo, creen que incluso podría llevar a perder algo más de 126.000 empleos. Pero sus estimaciones no acaban ahí, ya que también apuntan a que "con subidas de la incertidumbre más persistentes, los efectos serían consiguientemente mayores".¿EMPIEZA LA DESACELERACIÓN?Lo peor puede estar por llegar: los efectos "alcanzan su máximo valor no de forma inmediata, sino 10 o 12 meses después del 'shock'"Los propios indicadores adelantados ya empiezan a apuntar a un principio de desaceleración. Por un lado, el Indicador de Sentimiento Económico (ISE) perdió en enero 4,1 puntos respecto de diciembre de 2015, hasta situarse en el nivel 107,8 (media 1990-2015=100). Todos sus componentes se orientaron a la baja: la confianza de la construcción (11 puntos), la del consumidor (6,3 puntos), la de la industria (4,3 puntos), la del sector servicios (2,6 puntos) y la del comercio minorista (dos décimas).Y ese podría ser sólo el principio. Los expertos señalan que los efectos "son muy persistentes y alcanzan su máximo valor no de forma inmediata, sino 10 o 12 meses después del 'shock'". No obstante, distinguen entre el término 'incertidumbre' (no se sabe si habrá un Gobierno de derechas o de izquierdas) e 'inestabilidad', ya que se pueden tener gobiernos inestables pero poca incertidumbre sobre la composición del futuro Ejecutivo.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon