Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El drama del crudo: el beneficio de Repsol y las cinco mayores petroleras se hunde un 74% en 2015

Logotipo de Bolsamanía Bolsamanía 06/03/2016 Óscar Giménez

Los precios del petróleo se hundieron en 2015 un 60% hasta mínimos de 12 años, provocando un auténtico drama en los balances de las petroleras. Repsol y las cinco mayores cotizadas de la industria por valor de mercado en el mundo registraron en total un beneficio de 12.167 millones de euros durante el pasado año, un 74% menos que en en el ejercicio anterior. Sin embargo, parece que en 2016 comienzan a ver la luz.

Las petroleras sufrieron un duro revés el pasado año mientras que veían como los precios del crudo caían en picado hasta el entorno de los 30 dólares.

Siempre sin contar a gigantes petroleros que no cotizan en bolsa o tienen una participación reducida en el mercado de valores como Aramco (Arabia Saudí), Gazprom y Lukoil (Rusia, tienen una escasa participación cotizando en bolsa), Pemex (México), o National Iranian Oil Company (Irán), las cinco mayores petroleras cotizadas del mundo, por valor de capitalización bursátil, registraron un beneficio de 13.394 millones de euros (las cifras en dólares están cambiadas a euros con el cruce del 31 de diciembre de 2015, en 1,0860 dólares por euro).

En concreto, el agregado de beneficio neto de Exxon Mobile, Chevron (las dos de Estados Unidos), Total (Francia), Royal Dutch Shell (holandesa-británica) y BP (Reino Unido) fue de un 70% inferior al de 2014, cuando generaron unas ganancias de 45.241 millones de euros, si utilizamos el tipo de cambio de 1,0860 dólares por euro para poder hacer la comparación.

Estos cinco gigantes de la industria petrolera suman 720.000 millones de euros en capitalización bursátil. La única petrolera de este ranking que aumentó sus beneficios fue Total, un 20%. Mientras que los mayores descensos son para Royal Dutch Shell y para BP, de un 87% y un 97% hasta 1.748 millones y 180 millones respectivamente.

En el caso de Repsol la evolución de año a año es aún peor. La empresa energética española declaró pérdidas de 1.227 millones de euros en 2015, frente al beneficio de 1.612 millones obtenidos en el ejercicio previo. La compañía decidió provisionar 2.900 millones por el desplome de los precios del petróleo.

¿VEN LA LUZ EN 2016?

© Proporcionado por Bolsamanía

Después de fuertes caídas en bolsa en línea con la evolución de los beneficios empresariales durante el pasado año en la industria petrolera, en 2016 las cosas parecen ir mejor. No en vano, y pese al desplome inicial hasta mínimos de doce años por debajo de los 30 dólares, el petróleo ha rebotado e incluso el Brent se acerca a los 39 dólares, situándose así en su nivel más alto desde el 4 de enero.

Los productores, además, han empezado a mover ficha para estabilizar los precios aunque sea de forma tímida. Arabia Saudí, Rusia, Qatar y Venezuela acordaron congelar la producción en los niveles de enero, y podrían organizar este mes una reunión para intentar que otros estados se adhieran.

Un contexto con unas expectativas algo mejores para el crudo que han impulsado las cotizaciones de las petroleras. En los dos primeros meses del año (hasta el cierre del pasado 3 de marzo), Shell sube un 9%, Exxon avanza un 5,7%, Repsol un 4,3%, BP y Total más de un 2% y sólo se sitúa en negativo Chevron, al retroceder un 2,7%.

© Proporcionado por Bolsamanía © Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon