Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El euro y el yen, impulsados por el avance de Trump en la carrera por la presidencia de EEUU

Bolsamanía Bolsamanía 02/11/2016 Noemí Jansana

El giro inesperado de las encuestas electorales, a pocos días de las elecciones de EEUU, ha provocado que una oleada de nerviosismo recorra los mercados financieros. Los inversores han reaccionado con ventas en el dólar y en Wall Street al avance del republicano Donald Trump, que ha recortado significativamente su distancia con Hillary Clinton en dos sondeos recientes. Como contrapartida, el euro, el yen y el franco suizo han sido las divisas beneficiadas de la creciente volatilidad y la aversión al riesgo.

El más optimista de los sondeos, el de Reuters, otorga una ventaja de cinco puntos a la demócrata, mientras que otras encuestas muestran que Clinton sólo le saca uno o dos puntos a Trump, lo que les deja en una situación de empate técnico -que se produce cuando la distancia es menor que el margen de error-. En consecuencia, el dólar ha sufrido una intensa presión vendedora, que lo ha llevado a caer más de un 2% contra el euro desde el precio de apertura el pasado 28 de octubre, cuando se inició su declive, después de que el FBI anunciara nuevas investigaciones en el caso del servidor privado de correo electrónico de Clinton.

La moneda única ha superado nuestro primer objetivo de subidas, la resistencia que presentaba el nivel de los 1,1030 dólares y se encamina hacia el importante nivel de los 1,1120/40 dólares, que estuvo actuando largo tiempo como soporte. Michael Hewson, analista de CMC markets también señala la importancia de este nivel por ser donde “convergen un número importante de medias móviles”.

Por encima de los 1,11200 dólares "la siguiente zona de resistencia se encuentra en el entorno de los 1,1200 dólares, por donde pasa la directriz bajista que une los sucesivos máximos decrecientes desde principios de mayo", explica José María Rodríguez, analista técnico de Bolsamanía. "De todas formas no nos engañemos porque a día de hoy la tendencia en el cruce sigue siendo bajista habida cuenta que los máximos y mínimos decrecientes siguen ahí, intactos", apunta.

© Proporcionado por Bolsamanía

VALORES SEGUROS

La aversión al riesgo ha disparado también el apetito por las divisas consideradas refugio, el yen y el franco suizo. El dólar presenta caídas de casi un 2% contra la moneda nipona y se cambia alrededor de los 103,800 yenes, un comportamiento que se repite en su cruce contra el franco suizo, que se cambia por encima de los 1,0260 dólares en cuestión de una semana, cuando en la sesión del 25 de octubre dejó mínimos intradiarios que rozaban la paridad. “Para los operadores del mercado de las divisas es importante interiorizar que las divisas que están funcionando bien desde que el escándalo de los e-mails de Clinton volvió a las portadas de los periódicos son las mismas que protagonizarán rallies si gana Trump”, indica la fundadora de BK Asset Management, Kathy Lien. “En cambio, si Clinton gana por un amplio margen, serán las que sufrirán ante el dólar”, explica la analista.

Sin embargo, el entorno de elevada volatilidad reinante y la pérdida de posiciones del dólar persistirá hasta el 8 de noviembre, según esta experta, y ni siquiera la reunión de la Reserva Federal de EEUU (Fed) podrá cambiar el panorama. “La única esperanza de que se calmen los ánimos es que alguna encuesta vuelva a dar una amplia ventaja a Clinton”, opina Lien, y añade: “La debilidad del dólar persistirá también más allá de las elecciones si la demócrata gana por un estrecho margen y la otra parte pide un recuento”.

EL BARÓMETRO DE TRUMP

La otra moneda que más ha sufrido las turbulencias de la campaña por la Casa Blanca ha sido el peso mexicano. La divisa ha estado anclada al desempeño de Trump en el período pre electoral y se la ha considerado el mejor barómetro para medir las opciones del republicano de convertirse en el cuadragésimo quinto presidente de los EEUU. En las últimas seis sesiones, se ja dejado un 4,3% hasta un cambio de 19,308 pesos por cada dólar, precios no vistos desde principios de octubre, después de haber llegado a apreciarse hasta los 18,4555 pesos por cada dólar, después de la victoria de Clinton en el segundo debate electoral.

El temor de que si Trump alcanza el Despacho Oval convierta en realidad su retórica sobre la inmigración amenaza a la divisa mexicana y la posibilidad de que EEUU se vea inmersa en una era de proteccionismo económico, especialmente contra China, también entraña riesgos para el yuan. La moneda del gigante asiático ha seguido la senda de otras divisas y se ha apreciado contra el billete verde hasta niveles por debajo de los 6,7620 yuanes, desde un cambio intradiario por encima de los 6,7825 yuanes.

En cualquier caso, la recomendación general que dan los analistas es de cerrar las posiciones largoplacistas en el dólar, que se basaban en la posibilidad de una victoria de Clinton, ya que este desenlace es mucho menos probable ahora.

© Proporcionado por Bolsamanía
Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon