Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Ibex 35 cae más de un 1% y se juega los 9.000 puntos: ¿se acabó la euforia tras el BCE?

Bolsamanía Bolsamanía 15/03/2016 María Díaz

El Ibex 35 profundiza sus descensos, que le llevan por debajo de los 9.100 puntos y ponen en riesgo el nivel de los 9.000 en una semana marcada por los bancos centrales. Así, las bolsas europeas, que también cotizan con caídas, esperan en los próximos días noticias de las autoridades monetarias más importantes del planeta tan sólo una semana después de que el Banco Central Europeo (BCE) decidiera bajar los tipos de interés hasta el 0%.

El descenso en el precio del petróleo, propiciado por la negativa de Irán a reducir su producción, también empuja a las petroleras a la baja. La debilidad del sector de materias primas pone otro punto negativo a la sesión.

En Estados Unidos, Wall Street registra pérdidas moderadas, a la espera del comunicado de la Reserva Federal sobre política monetaria.

"La dependencia de las bolsas a las decisiones de los bancos centrales hace que se aplace la toma de posiciones hasta conocer el resultado de la reunión de la Reserva Federal que comienza este martes", mantienen los expertos de Renta 4. En este sentido, añaden desde Link Securities: "No se espera que el banco central estadounidense vuelva a subir sus tipos de interés en esta reunión, por lo que los inversores estarán muy atentos al 'tono' que utilice el FOMC en su comunicado al referirse a la marcha de la economía estadounidense y, sobre todo, a lo que pueda decir posteriormente en rueda de prensa su presidenta, Janet Yellen".

En las últimas semanas los datos de empleo, inflación y consumo han mostrado cierta mejoría, por lo que no es descartable que la Fed deje “la puerta abierta” a una nueva subida de tipos tan pronto como en junio. Los analistas dan a esta posibilidad un 50% en estos momentos cuando hace unas semanas, en plena tormenta bursátil, la mayoría consideraba que la probabilidad de que la Fed subiera tipos en 2016 era cero.

© Proporcionado por Bolsamanía

Por su parte, esta mañana el Banco de Japón (BoJ, por sus siglas en inglés) ha decidido mantener su política monetaria sin cambios, aunque ofreció una perspectiva algo más sombría de la economía y advirtió del debilitamiento de las expectativas inflacionarias, apuntando a factores desfavorables que podrían justificar nuevas medidas de estímulo en el futuro.

La autoridad monetaria nipona dejó sin cambios los tipos de interés de -0,1%, que aplica a parte de las reservas que las instituciones financieras mantienen en el BoJ.

Mientras, los futuros americanos anticipan una apertura bajista al otro lado del Atlántico, ya que en estos momentos caen un 0,4%.

¿QUÉ PASARÁ CON LA FED?

Álvaro Sanmartín, economista jefe y asesor del Alinea Global en MCH IS, opina sobre la reunión de la Fed: "A diferencia de finales del año pasado, el banco central no ha preparado al mercado para una subida de tipos en marzo". Por eso, mantiene que no los subirá aunque espera una Fed más "hawkish" de lo que ahora parece estar descontando el mercado. Tres razones argumentan desde Alinea Global:

1. ¿Por qué? Primero, porque los datos macro en general apuntan a un recuperación muy esperanzadoras de la actividad en Estados Unidos durante el primer trimestre, con crecimientos que podrían rondar el 2-2,5% anualizado. La teoría defendida por algunos de que en Estados Unidos estaba aumentando claramente el riesgo de recesión a corto plazo ha quedado muy desacreditada con los datos macro conocidos durante las últimas semanas.

2. Segundo, porque la inflación subyacente ha venido repuntando y se encuentra ya relativamente cerca del objetivo de la Fed. Pese a que muchos se empeñan en señalar lo contrario, también parece claro que la Reserva Federal no sólo ha logrado progresos importantes en la parte de su mandato referida al empleo sino también en la relativa a la inflación.

3. Tercero, y también importante, porque los mercados financieros están mostrando cierta recuperación en un contexto en que la apreciación del dólar también parece haberse moderado. Así las cosas, los riesgos de que un sentimiento negativo excesivo en los mercados pudiera contribuir a un endurecimiento no deseado de las condiciones monetarias en Estados Unidos también parece haber remitido.

¿Qué significa una Fed más hawkish que lo descontado por el consenso? En general, y dadas las evidentes mejoras logradas por la economía americana, esperamos que la Fed use la reunión de marzo para “avisar” a los mercados de que los tipos subirán pronto (antes del verano) y que en el conjunto de 2016 podría haber hasta tres subidas de tipos en total (frente a una o ninguna que parecen descontar actualmente los mercados de futuros).

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon