Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Ibex se desploma hasta 8.600: ¿hay que comprar cuando nadie lo hace?

Bolsamanía Bolsamanía 02/02/2016 redaccion@bolsamania.com
© Proporcionado por Bolsamanía

Las cosas vuelven a ponerse 'feas' para el Ibex, debido a que la esperanza de un recorte de producción por parte de la OPEP cada vez es considerada menos probable por los analistas, lo que ha vuelto a provocar nuevas e importantes caídas en el precio del petróleo. El selectivo español vuelve a caer a niveles de 8.600 puntos.Pese a este sombrío panorama, nos quedamos con la visión de mercado de Jim McCaughan, consejero delegado de Principal Global Investors. "Este es un mercado para comprar en las correcciones", afirma. En su opinión, pese a que Wall Street ha registrado uno de los peores inicios de año de su historia, este tipo de escenarios ofrecen oportunidades para que los inversores "racionales" realicen apuestas de largo plazo en las bolsas.Hay que comprar cuando el sentimiento de todo el mundo es miserable, como sucedió a principios de mesEn declaraciones a CNBC, McCaughan ha comentado que "hay que comprar cuando el sentimiento de todo el mundo es miserable, como sucedió a principios de mes. Esa va a ser la forma de hacer dinero en las bolsas". No obstante, este experto también reconoce el alto nivel de volatilidad en los mercados, en parte debido a la retirada de capital de los mercados de renta variable, que ha dejado a las acciones con pocos "amortiguadores".Al mismo, los cambios estructurales, como el dominio del trading de alta frecuencia, la dispersión en los centros de negociación y el crecimiento de los fondos cotizados están contribuyendo a aumentar la volatilidad. Esto significa que las bolsas ahora tienden a sobrerreaccionar, tanto en los movimientos bajistas como en los alcistas. Por ello, en opinión de McCaughan, los inversores deberían centrarse en el largo plazo.XTB TAMBIÉN CONSIDERA QUE ES UN BUEN MOMENTO PARA COMPRAREl mercado todavía otorga oportunidades de reacción a los bancos centrales y por ello no es una mala opción la toma de posiciones alcistasEste lunes, Jorge López, analista de XTB, comentaba que "la premisa dentro de renta variable se vuelve a cumplir, y es que cuando hay un mercado tranquilo y sin turbulencias la calma precede a la tempestad y es en ese momento de euforia y optimismo es cuando más cauto debe estar el inversor.Por el contrario cuando nos encontramos con un mercado agitado, movido por el miedo, es cuando surgen grandes oportunidades de compra a precios descontados en activos bien valorados. Y el tiempo siempre da la razón a los tendenciales".En opinión de este experto, "el mercado todavía otorga oportunidades de reacción a los bancos centrales y por ello no es una mala opción la toma de posiciones alcistas en la actualidad, a unos niveles claramente atractivos".AUNQUE NO TODOS LOS ANALISTAS NO SON TAN POSITIVOS SOBRE LAS BOLSASSin embargo, pese a la visión positiva de McCaughan, hay analistas que no son nada positivos con los mercados. Según los expertos independientes de Ciovacco Capital Management, las señales técnicas mensuales de los índices de Wall Street suponen un conjunto de banderas rojas que los inversores deben tener muy en cuenta en 2016.Estos expertos, que han sido alcistas casi desde los mínimos de marzo de 2009 en la bolsa americana, observan ahora señales muy similares a las que se produjeron en 2001 y 2008, cuando Wall Street se desplomó con fuerza.En 2001, el S&P 500 se desplomó un 43% durante casi 700 días. En 2008, el desplome fue del 54% durante 432 díasDesde Ciovacco Capital, consideran que el entorno de mercado "no es favorable" para comprar acciones, por lo que no aconsejan aumentar posiciones en estos momentos, pese a las recientes caídas del mercado. En su opinión, el ratio rentabilidad/riesgo para comprar acciones es muy pobre actualmente.En 2001, el S&P 500 se desplomó un 43% durante casi 700 días. En 2008, el desplome fue del 54% durante 432 días. Si el índice se desplomara como en 2008, caería hasta 1.134 puntos. Y si la caída fuera como en 2008, la corrección le llevaría a 915 puntos. Este escenario quedaría invalidado si el S&P 500 consiguiera cerrar por encima de 1.990 puntos el próximo viernes.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon