Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El secreto del éxito de Richard Branson con Virgin

Bolsamanía Bolsamanía 15/02/2016 Bolsamanía

La imagen excéntrica que algunas veces puede dar Richard Branson dista mucho de la auténtica realidad. El multimillonario vive su vida conforme a una filosofía de respeto inculcada por sus padres.

© Proporcionado por Bolsamanía

La educación que recibimos de pequeños nos forma como seres humanos para el resto de nuestras vidas. Sir Sir Richard Branson es un hombre de éxito, fundador de Virgin Group, que ha pasado de ser una compañía discográfica a tener negocios en telecomunicaciones, turismo y servicios financieros por todo el mundo.

Branson debe buena parte de su éxito a la filosofía inculcada por sus padres cuando era pequeño. Si sus progenitores cazaban a Richard hablando mal de alguna persona le castigaban de una forma muy peculiar. El niño tenía que ir a su habitación y mirarse en el espejo, mientras veía su reflejo debía pensar en lo que había dicho sobre es persona.

La intención de sus padres era tratar de hacerle comprender que el ser ruin o negativo sobre otras personas era desagradable y se reflejaba negativamente en él, según recoge la información de la BBC. Según el propio Branson: "mirarme en el espejo durante cinco minutos no era muy divertido, así que dejé de criticar a la gente".

UNA FILOSOFÍA DE ÉXITO

Con el paso de los años esa filosofía fue empapando hasta convertirse en su estilo de vida. Branson está convencido de que lo más importante que le enseñaron jamás. "Si escucho a gente chismoseando, me voy. Como líder, uno tiene que buscar lo mejor de las personas y eso es muy, muy importante". "Hay que dejar que las personas hagan lo que saben hacer, no hay que criticarlos cuando cometen errores y hay que elogiarlos cuando hacen cosas buenas", asegura en la entrevista recogida por BBC

"Los mejores ejecutivos no son así. Ellos saben que los grandes líderes son grandes aprendices", así lo explica Steve Tappin, entrenador de ejecutivos. La presión de un puesto de alto rango implica que es más fácil caer en considerarse un superhéroe.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon