Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Tribunal Supremo de Venezuela asume las competencias del Parlamento, controlado por la oposición

Logotipo de Bolsamanía Bolsamanía 31/03/2017 Bolsamanía

El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela ha anunciado en la madrugada del miércoles que asume las competencias de la Asamblea Nacional (Parlamento), controlada por la oposición, a la que considera "en desacato".

De esta manera, las decisiones de la Asamblea carecerán de validez jurídica, según el Tribunal. "Mientras persista la situación de desacato y de invalidez de las actuaciones de la Asamblea Nacional, esta Sala Constitucional garantizará que las competencias parlamentarias sean ejercidas directamente por esta Sala o por el órgano que ella disponga, para velar por el Estado de Derecho", reza la sentencia del Tribunal.

"SENTENCIA DE LA VERGÜENZA"

El diputado chavista y expresidente del Parlamento Diosdado Cabello ha celebrado la decisión del Supremo. "Aquí nosotros no podemos estar con una Asamblea Nacional ausente porque ellos quieran", ha dicho refiriéndose a la oposición.

Por su parte, el líder opositor Henrique Capriles ha calificado el fallo del Tribunal de "sentencia de la vergüenza que desconoce la decisión de millones de venezolanos". "A la espera de la decisión que tomen los Diputados que no debe ser otra que defender el mandato que recibieron y la vigencia de la Constitución", ha escrito Capriles en redes sociales.

CONFLICTO POR LA LEY DE HIDROCARBUROS

El Supremo ha tomado esta decisión en el marco de la tramitación de una Ley de Hidrocarburos. Dicha ley permite la constitución de empresas mixtas previa autorización del Parlamento, que puede modificar las condiciones propuestas o establecer las que considere convenientes. Cualquier cambio posterior también deberá ser sometido a la evaluación de la Cámara.

En su sentencia, que responde a una pregunta de cuatro abogados, el Supremo resuelve que "no existe impedimento alguno" para que el Ejecutivo constituya empresas mixtas, y que éste deberá informar a la Sala Constitucional "de todas las circunstancias pertinentes a dicha constitución y condiciones".

El tribunal establece que el Parlamento actúa "en desacato" por haber incumplido varias sentencias y por tanto no puede establecer condiciones ni obstaculizar la labor del Ejecutivo.

Entre los incumplimientos de la Asamblea, el Tribunal recuerda que la Cámara incorporó a tres de los cuatro diputados del estado Amazonas cuya investidura ha sido impugnada en contra de la orden del Supremo. Aún no hay fallo referente a esta actuación.

REACCIONES EN ESPAÑA

El Gobierno español ha pedido este viernes al régimen de Nicolás Maduro que restablezca las condiciones que permitan una "colaboración democrática" y un "diálogo imprescindible y efectivo" entre los poderes del Estado.

Así lo ha expresado el portavoz del Ejecutivo, Iñigo Méndez de Vigo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. "Nosotros queremos para Venezuela lo que queremos para España y queremos para los venezolanos las libertades y derechos de las que disfrutan los españoles", ha añadido.

El vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha criticado lo que considera "un auténtico golpe de estado" en Venezuela, puesto que "no caben ni comillas, ni buenismos, ni palabras huecas cuando se atenta contra la separación de poderes y cuando directamente se cierra el poder legislativo".

Tras asegurar que el PP será "muy firme en la defensa de la democracia en Venezuela" con una "posición absolutamente exigente", ha asegurado que su partido desea para Venezuela "lo mismo que para España", con "un estado de derecho, una democracia consolidada, una separación de poderes, que la oposición pueda actuar libremente, que los medios de comunicación puedan desarrollar su labor y que no se encarcele a los ciudadanos por pensar distinto al régimen".

© Proporcionado por Bolsamanía

El PSOE considera que la decisión del Tribunal Supremo de Venezuela de asumir las competencias de la Asamblea Nacional, dominada por la oposición, equivale a "un golpe de Estado" que "dinamita" el proceso de diálogo en el que media, entre otros, el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero, cuya labor los socialistas siguen apoyando.

La decisión del Supremo venezolano, controlado por el régimen de Nicolás Maduro, "dinamita el proceso de diálogo puesto en marcha en Venezuela, cuestiona la vigencia del mismo y abona el camino al incremento de la crispación social y política", ha afirmado el portavoz del Grupo Socialista para Latinoamérica en el Congreso, Antonio Gutiérrez Limones.

El presidente de Ciudadanos y portavoz de la formación en el Congreso de los Diputados, Albert Rivera, ha defendido este viernes que España y Europa lideren "la presión internacional para que se convoquen elecciones en Venezuela".

MONEDERO DEFIENDE AL TRIBUNAL SUPREMO

El cofundador y exdirigiente de Podemos Juan Carlos Monedero ha defendido este viernes la decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela de asumiría por completo las competencias de la Asamblea Nacional -controlada por la alianza opositora Mesa de Unidad Nacional-, y ha avisado de que "hay mercenarios que desearían abocar a Venezuela a una guerra civil".

"Lo único que está haciendo el Tribunal Supremo es asumir unas competencias concretas para evitar que Venezuela se paralice mientras dure el desacato", asegura, asumiendo así los argumentos que precisamente ha esgrimido este órgano en su sentencia, en la que señala que la cámara legislativa continúa actuando en "desacato" y, por lo tanto, debe ser la Sala Constitucional la que asuma sus competencias.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon