Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

España llamará a consultas a su embajador en Caracas por los insultos de Maduro a Rajoy

Bolsamanía Bolsamanía 08/04/2016 Bolsamanía

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha anunciado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros que España ha decidido llamar a consultas a su embajador en Caracas para conocer de primera mano cuál es la situación. Lo hará tras los insultos que propició el presidente venezolano, Nicolás Maduro, contra el jefe del Ejecutivo en funciones, Mariano Rajoy, al que llamó "basura corrupta".

La vicepresidenta, al ser preguntada por los insultos de Maduro a Rajoy, se ha quejado de que se está convirtiendo en una "práctica habitual" del dirigente venezolano, cuando el Gobierno español siempre se ha ofrecido a ayudar al país caribeño. "Son insultos intolerantes" con los que hay que acabar, y precisamente por eso, ha dicho, España ha convocado este viernes al embajador venezolano, Mario Isea, para trasladar una queja oficial al respecto.

Estas son las 'perlas' que ha soltado Maduro en el discurso que ha pronunciado al término de una multitudinaria marcha por Caracas en contra de la Ley de Amnistía aprobada por la nueva Asamblea Nacional, controlada por la oposición:

-"Basura corrupta te digo, Rajoy. Basura colonialista, a Venezuela se le respeta".

-"Yo te pregunto a ti, Rajoy: ¿Debo premiar a los que atacaron a este muchacho con una Ley de Amnistía o deben ser castigados? ¿Que harían en España?" (lo ha dicho tras escuchar el testimonio de varias víctimas de la "guarimba" (violencia callejera) de las revueltas opositoras de 2014, incluido un trabajador del Metro de Caracas).

Unas palabras que no han gustado nada al Gobierno español. "Exigimos respeto a las instituciones españolas", ha dicho Santamaría, que también ha anunciado que España llamará a consultas al embajador en Caracas, aunque no ha precisado qué es exactamente lo que se tratará con él. Sólo ha dicho que le pedirán una valoración de la situación, sin confirmar por cuánto tiempo se retirará al embajador en Venezuela, pese a las preguntas de los periodistas.

© Proporcionado por Bolsamanía

La convocatoria a un embajador es una herramienta de protesta diplomática que se emplea para trasladar de manera formal el malestar del país que se considera ofendido por otro, recoge Europa Press. En la escala de protestas diplomáticas, es el nivel anterior a la llamada a consultas (retirada temporal) del embajador de la nación agraviada.

En el último año, el Gobierno español ha convocado hasta en cuatro ocasiones al embajador venezolano para quejarse y llamó a consultas a su embajador en Caracas después de que la Asamblea Nacional venezolana declarara persona non grata al expresidente español Felipe González en abril del año pasado, cuando entonces el chavismo dominaba la Cámara.

'SENTARNOS PARA DEROGAR LA POLÍTICA DEL PP, NO'

Por otro lado, sobre la reunión a tres que celebraron este jueves PSOE, Ciudadanos y Podemos en el Congreso, y sobre la posibilidad de que lleguen a un acuerdo, Santamaría ha sido contundente. "Respeto el acuerdo PSOE-C's, pero no suma", y ahora se han visto con Podemos para intentar lograr un acuerdo que, según la vicepresidenta, no va a producirse.

Santamaría se ha mostrado molesta con el hecho de que en la cita de este jueves se hablase de la independencia de Cataluña, y aunque ha dicho que no quería adelantar acontecimientos, sí que ha recordado que "la reunion a tres viene precedida de una reunión de Pedro Sánchez con Puigdemont y Junqueras".

"No le puedo decir si habrá elecciones el 26 de junio, eso depende del señor Sánchez", ha destacado Santamaría, que ha señalado que en el PP siguen pensando que "lo mejor" es un Gobierno de coalición y que "si Sánchez quiere evitar elecciones sólo le queda atender la llamada de Rajoy", que se producirá una vez acaba esta ronda de negociaciones que ha emprendido. "Estamos aquí para sentarnos, pero sentarnos para derogar la política del PP, que es lo que pretende el documento de 200 medidas acordadas por PSOE y C's, no", ha concluido.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon