Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Gestha teme que la retirada de los billetes de 500 euros facilite la amnistía de 32.400 millones

Bolsamanía Bolsamanía 04/05/2016 Bolsamanía

El sindicato de técnicos de Hacienda Gestha teme que la retirada de los billetes de 500 euros anunciada este miércoles por el Banco Central Europeo (BCE) se convierta en una amnistía para 32.400 millones de euros de personas que tienen estos billetes en propiedad. No obstante, reconocen que es un 'paso importante' en la lucha contra el fraude y la evasión fiscal.

Sin embargo, lamentan que al no fijarse un límite a esta retirada, se facilita a quienes poseen estos billetes que eviten las responsabilidades penales y tributarias. El sindicato ha destacado que la opacidad concedida permitirá que en junio de este año prescriban los delitos fiscales no agravados correspondientes al IRPF e Impuesto sobre Sociedades de 2010, los delitos de blanqueo de capitales y de cohecho cometidos en 2011 y los delitos de narcotráfico no agravados de 2006.

Además, según Gestha esta medida tiene un especial impacto en España, donde se acumulan 32.398,6 millones de euros en billetes de 500, según datos de marzo de 2016, lo que representa el 77,4% del dinero en circulación (41.864 millones de euros), un porcentaje que se ha triplicado desde que entró en vigor la moneda única en 2002, cuando representaban el 25,1% del total.

Según ha indicado el sindicato en un comunicado, es "ilógico" que un billete que no se utiliza en las transacciones comerciales habituales de los ciudadanos tenga una tasa de penetración tan elevada, lo que "denota que su utilización ha estado ligada a actividades opacas que escapan del control de la Justicia y de Hacienda".

MEDIDAS DE REFUERZO DE CONTROL TRIBUTARIO

Gestha propone que la retirada de estos billetes se acompañe de una serie de medidas de refuerzo de control tributario que evite la impunidad de los evasores fiscales. En primer lugar, según el sindicato sería necesario retomar e intensificar las investigaciones sobre las grandes cantidades de dinero retiradas a partir de 2010 de las oficinas bancarias para evitar que prescriban los delitos fiscales en junio de este año, así como para centrar la investigación en las mayores empresas y en las personas que poseen grandes fortunas.

© Proporcionado por Bolsamanía

Por otro lado, propone la bajada del límite para los pagos en efectivo de los 2.500 euros actuales hasta 1.000 euros y considera necesario ampliar la definición de "dinero en efectivo" que recoge el actual reglamento relativo a los controles de entrada y salida de dinero en efectivo dentro de la Comunidad Europea y que data del año 2005.

Para ello, sugiere que conceptos como el oro, las opciones sobre acciones, los contratos de vida y pensiones de jubilación, las fichas de casino y ganancias de la lotería, las tarjetas de prepago (incluyendo las de regalo) y los tickets-restaurante sean incluidos en una nueva definición de "dinero en efectivo".

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de Bols@manía

image beaconimage beaconimage beacon